Controlado el incendio de Valdepiélagos que obligó a desalojar dos urbanizaciones

Bomberos trabajando en la extinción del incendio
Bomberos trabajando en la extinción del incendio |Emergencias 112

Una vivienda prefabricada y varios jardines de otras casas han ardido en la urbanización El Frontal de Valdepiélagos (Madrid), como consecuencia del fuego que ha arrasado más de 1.000 hectáreas de terreno agrícola y forestal entre la Comunidad de Madrid y Castilla-La Mancha, y que ya ha sido controlado.

El fuego, según han explicado a Efe fuentes de Emergencias Comunidad de Madrid 112, se originó alrededor de las once y media de la mañana por el incendio de un vehículo en una carretera próxima. Valdepiélagos, que prendió el pasto al lado del asfalto y, a partir de ahí, se extendió por el campo de cereal.

Gran incendio en Valdepiélagos
Gran incendio en Valdepiélagos
Gran incendio en Valdepiélagos

Gran incendio en Valdepiélagos

Debido a la evolución del fuego a las 15.30 horas se decidió desalojar la urbanización Lago del Jaral, en Guadalajara, y algo más tarde a los 80 vecinos de la urbanización El Frontal, en Madrid.

En esta última urbanización no ha habido que lamentar daños personales pero sí materiales, ya que ha ardido una vivienda prefabricada y bastantes jardines de otras casas.

Los 80 vecinos fueron desalojados, y 60 de ellos volvieron a sus residencias habituales o acudieron a casas de familiares y amigos, mientras que 20 van a dormir en el Centro Cultural de Valdepiélagos, que Cruz Roja está habilitando para acogerles durante la noche.

A pesar de que desde las 21.30 horas de este sábado el fuego estaba en fase de control -no controlado totalmente, en todo caso-, los bomberos no han permitido a que los vecinos vuelvan a la urbanización debido a que sigue habiendo mucho aire y se prevén cambios contantes de la dirección del viento, lo que podría reavivar algún foco.

Además de las 80 personas desalojadas los bomberos han conseguido rescatar de la urbanización a un caballo y un asno, y realojar a 5 perros.

Según el 112, en la urbanización Lago del Jaral no ha penetrado el fuego, por lo que no se habrían producido daños.

En la extinción han trabajado seis helicópteros, unas doce dotaciones terrestres de bombero de Madrid y de Castilla-La Mancha y ha sido necesario pedir al Ministerio de Medio Ambiente el uso de dos hidroaviones.

La Unidad Militar de Emergencias, que se desplazó al incendio originado en la frontera entre Guadalajara y Madrid en torno a las 20.00 horas del sábado, se ha retirado de la zona tras los trabajos nocturnos.

Cerca de mil personas desalojadas

En los trabajos de extinción permanecen aún 30 efectivos desplegados a través de siete medios, reduciendo así un operativo que requirió hasta de 212 personas.

Debido a la proximidad de las llamas a varios núcleos urbanos tanto de Madrid como de Guadalajara, cerca de mil personas tuvieron que ser desalojadas.

Según las primeras estimaciones, podrían haberse visto afectadas más de mil hectáreas, las tres cuartas partes en la provincia guadalajareña.