Los enfermos de colza no tendrán que pagar por sus fármacos en Madrid

Farmacia
Farmacia

Los enfermos de colza no tendrán que pagar por sus fármacos en la región, ya que el Colegio de Farmacéuticos de Madrid (que había anunciado que empezaría a cobrar un porcentaje a partir del 1 de julio) ha retomado conversaciones con la Consejería de Sanidad y confía en llegar a un acuerdo.

En una nota de prensa, el Colegio ha informado de que "desactiva la fecha del 1 de julio para comenzar a cobrar los medicamentos" que dispensen a los pacientes de colza, a los que facilitará un ticket de caja como comprobante para que puedan solicitar su reintegro a la Administración.

Además, ha informado de que "se han reiniciado conversaciones con la Consejería de Sanidad con el fin de llegar a una solución favorable para todos" respecto al "pago atrasado de las recetas" correspondientes a este tipo de medicamentos.

Fuentes de la Consejería de Sanidad han confirmado a Efe que los enfermos de colza no tendrán que pagar nada por sus medicamentos, por lo que "sigue todo como hasta ahora".

Las mismas fuentes han explicado que asumirán "todo lo que tengan que asumir" del pago de estos medicamentos cuando se resuelva lo que califican como un "conflicto administrativo".

"Estamos esperando a que la transferencia de competencias del Estado a la Comunidad de Madrid se haga por la vía administrativa correcta. Se hizo de forma informativa, pero hay un procedimiento reglado", han añadido.

Una deuda de casi 7 millones de euros

El Colegio de Farmacéuticos de Madrid había avisado a la Consejería de Sanidad de que a partir del 1 de julio cobraría a los enfermos de colza el porcentaje de los fármacos que desde 2018 debe abonar la Comunidad de Madrid, que no ha sufragado un gasto que antes asumía el Estado y debe 6,9 millones de euros.

Desde la Consejería de Sanidad señalaron a Efe que la deuda de casi 7 millones comenzó a generarse en enero de 2018, cuando el Estado decidió dejar de sufragar el cien por cien del coste de los fármacos y parafarmacia de los afectados y decidió que parte de los fármacos, alrededor del 60% del coste, debían abonarlo las comunidades autónomas.

Sin embargo, no se convocó una Comisión Bilateral de Transferencias, como según la Comunidad de Madrid se debería a haber hecho, sino que únicamente lo comunicaron por carta.

Los enfermos por el síndrome tóxico provocado por la colza, que tienen derecho a la gratuidad en los fármacos, no tienen que abonar el gasto en parafarmacia porque el Instituto Nacional de la Seguridad Social se sigue haciendo cargo de abonar esta factura.