Las obras para convertir en hotel el Edificio España ya pueden comenzar

La Comunidad de Madrid está trabajando para adoptar las medidas de seguridad necesarias para subsanar las posibles deficiencias en el estadio del Rayo Vallecano, ha afirmado este miércoles el consejero de Transportes, Vivienda e Infraestructuras, Pedro Rollán.

Lo ha dicho en declaraciones a los medios tras conocerse esta mañana que el Ayuntamiento de Madrid interpuso en noviembre del año pasado una primera multa a la Comunidad por no acometer los trabajos de reparación y seguridad necesarios en el estadio del Rayo Vallecano, edificio del que es propietaria.

"Nos consta que por parte de la Consejería se están realizando estudios técnicos para garantizar la seguridad y fiabilidad del estadio, y desde la Consejería se está trabajando para adoptar las medidas necesarias para subsanar cualquier deficiencia que pudiera tener el estadio del Rayo Vallecano", ha asegurado el consejero.

La cadena hotelera Riu podrá comenzar "de inmediato" la remodelación del céntrico Edificio España, ubicado en la plaza de España de Madrid, donde construirá el primero de los hoteles de su línea Riu Plaza, al tener ya la licencia de otras otorgada por el Ayuntamiento de Madrid.

OBRAS EN EL EDIFICIO ESPAÑA

Según han informado a Efe fuentes del área de Desarrollo Urbano Sostenible (DUS), la Agencia de Actividades concedió en el día de ayer la autorización, que, dada la complejidad de las obras, establece un programa de autorización que incluye dos fases: primero se podrán realizar las obras de restauración y después se otorgará la licencia definitiva para implantar el hotel.

El documento urbanístico será aprobado provisionalmente en el próximo Pleno municipal, han indicado a Efe las mismas fuentes.

Tras meses de desencuentros con el grupo chino Wanda, que aspiraba a demoler el edificio prácticamente entero para después reconstruirlo porque aseguraba que mantener las fachadas entrañaba "riesgos", el equipo de Gobierno de Manuela Carmena anuló el proceso iniciado en 2014 durante el Gobierno de Ana Botella (PP) que rebajaba la catalogación del inmueble a Nivel 3 grado parcial.

De esa manera, el Gobierno municipal de Ahora Madrid cerró la posibilidad de demoler las fachadas laterales y trasera, lo suponía perder la volumetría y el aspecto original del edificio.

"La prioridad del Ayuntamiento es defender el patrimonio arquitectónico de la ciudad, poniendo por delante los valores culturales e históricos sobre los intereses meramente económicos", ha explicado el delegado de Desarrollo Urbano Sostenible, José Manuel Calvo.

Ubicado en la céntrica plaza de España, el edificio fue construido por los arquitectos españoles Julián y José María Otamendi entre los años 1948 y 1953, y en su día fue el más alto de España. La multinacional china Wanda adquirió el emblemático edificio con el objetivo de poner en marcha un hotel, viviendas y un centro comercial, pero para ello aspiraba a tirarlo abajo y reconstruir después sus fachadas, a lo que el Gobierno municipal se negó.

Finalmente, Wanda vendió el edificio al grupo Baraka, del murciano Trinitario Casanova, que llegó a visitarlo junto a la alcaldesa de Madrid y prometer que alzaría en colaboración con Riu un hotel con dos piscinas y una galería comercial.

La cadena hotelera llegó a un acuerdo con Baraka para tomar el cien por cien de la propiedad del Edificio España, por lo que será la encargada de acometer las obras, en dos etapas.

La primera fase de la licencia de construcción abarca las obras de conservación de las fachadas, obras exteriores para la recuperación de huecos, desmontaje de elementos añadidos y sustitución de carpinterías y barandillas y obras de reestructuración parcial, acondicionamiento puntual y restauración para la adecuación de la estructura existente y el desmontaje de los elementos interiores protegidos.

En cambio, la segunda fase incluye la licencia definitiva para la implantación de la actividad de hotel y zona comercial con la realización de obras de reestructuración parcial, las compartimentaciones interiores y las instalaciones, y las obras exteriores para el montaje de elementos que identifiquen al hotel y la zona comercial prevista, han dicho a Efe fuentes del área que dirige José Manuel Calvo.

El Edificio España está incluido en el Conjunto Histórico-Artístico de la Villa de Madrid y declarado Bien de Interés Cultural. Concebido como remate del tercer tramo de la Gran Vía, el proyecto integraba los usos de hotel, comercio, viviendas, oficinas, sala de exposiciones y aparcamiento.