Una consulta ciudadana decidirá el futuro de la Plaza de Toros de Getafe

La alcaldesa de Getafe, Sara Hernández, ha señalado este miércoles que realizarán un proceso participativo para decidir sobre el futuro de la Plaza de Toros, después de que los Servicios de Urbanismo del Ayuntamiento de la localidad hayan indicado que tiene "defectos estructurales".

"Tenemos que analizar y valorar qué es más conveniente para las arcas municipales: derribar el edificio o reparar. En cualquier caso, será con participación ciudadana", ha declarado la primera edil a la salida de un desayuno informativo organizado por Estrella Digital.

En este sentido, Hernández ha insistido en qué se trata de "una dotación de los vecinos y vecinas de Getafe" y que será en "un proceso participativo" dónde se decida el futuro de dicha Plaza de Toros.

El Ayuntamiento anunció el pasado 10 de mayo el cierre de la plaza de toros por motivos de seguridad debido a problemas estructurales detectados en varias gradas y zancas, por lo que no se puede utilizar para ningún evento.

Al respecto, la alcaldesa ha manifestado este martes en rueda de prensa que la situación de la estructura de determinadas partes de la plaza de toros hace que no se pueda dar la total tranquilidad y seguridad.

Por ello, los servicios municipales trabajan para ofrecer las diferentes opciones y saber si es más positivo la reparación de la plaza o si es más adecuado llevar a cabo el derrumbe.

Además, ha destacado que no están en condiciones para determinar si las deficiencias en la estructura han sido producto de una mala ejecución de las obras o por un deficiente mantenimiento.

Al respecto, el Partido Popular de Getafe pedirá en el Pleno de este miércoles responsabilidades al PSOE por el cierre la plaza de toros doce años después de que se inaugurase con una inversión de más de 3 millones de euros. Según el PP, el cierre de la plaza de toros representa "otra chapuza del PSOE y los vecinos de Getafe no deben pagar la mala gestión del PSOE, que proyectó una instalación que presenta numerosas deficiencias a pesar de que se abrió hace poco más de una década con un coste de la obra que parece excesivo, y encima se agrieta".