Los comerciantes son ahora los indignados en Sol

Los comerciantes de la Puerta del Sol denuncian que desde hace una semana, en la puerta de sus negocios hay instaladas varias tiendas de campaña y sus escaparates están cubiertos de carteles. Localizar una tienda en el kilómetro cero es prácticamente imposible y sus ventas han caído, dicen, un 70%.

La delegada de Gobierno en Madrid, María Dolores Carrión, se ha mostrado este martes "comprensiva" ante las quejas de los comerciantes del entorno de la Puerta del Sol, y "ha tomado buena nota" de su problemática, han informado a Europa Press fuentes de la Confederación de Comercio Especializado de la Comunidad de Madrid (COCEM).

Representantes de esta organización, encabezados por su presidente, Hilario Alfaro, han mantenido una reunión este mediodía con Carrión. Le han trasmitido las pérdidas que han registrado esta semana debido, a su juicio, a que la instalación de la comuna disuade a los compradores. "Ella ha tomado nota de la situación y ha comprendido nuestra indignación", han indicado las mismas fuentes. Los comerciantes le habían pedido que diera la orden de desalojo, pero no se ha tomado ninguna decisión. Y es que el encuentro ha sido meramente "informativo", han confirmado a Europa Press fuentes de la Delegación de Gobierno.

Antes de la reunión, Alfaro ha aseverado que la situación de los comerciantes de la madrileña Puerta del Sol es de "desesperación" ante el incremento de las pérdidas. En declaraciones a Europa Press Televisión, ha recordado que representantes de comercios del centro se reunieron ayer con "portavoces del movimiento 15-M" a quienes les propusieron, entre otras cosas, crear un pasillo de cinco metros de ancho y libre de obstáculos, pero esta mañana todavía no habían recibido una respuesta clara por parte del movimiento.

"Nos reunimos con portavoces, les hicimos varias propuestas, una de ellas era que se fueran hoy mejor que mañana, nos dijeron que no. Segundo: hacer un perímetro alrededor de las tiendas de cinco metros de ancho, que no haya ninguna tienda; y tercero que nos dejaran libres y limpias todas las fachadas y escaparates de las tiendas que están absolutamente pasadas", ha señalado.

PERDIDAS DEL 70%

Alfaro ha explicado que los datos que les llegan del pasado viernes y sábado es de hasta un 70 por ciento de pérdida de facturación con respecto a otros fines de semana. Los negocios más perjudicados son los más cercanos a la Puerta del Sol. "Lo único que vamos a hacer es incrementar el número de parados con actitudes y situaciones como la que estamos viviendo, que los primeros días estaba muy bien pero ya han pasado las elecciones, ya han transmitido a la sociedad el mensaje que querían transmitir y yo creo que hasta ahí muy bien", ha añadido.

Así ha explicado que los manifestantes del movimiento 15-M "comprendían perfectamente los que se les estaba pidiendo", y ha añadido que su actitud es "la de molestar lo menos posible, pero es inevitable con esa cantidad de gente que hay allí y con ese montaje". "La Puerta del Sol es el centro de Madrid, es la imagen de Madrid. Estamos intentando colocar a Madrid entre las ciudades europeas más atractivas. Nos hunden tanto el trabajo que ha hecho la Comunidad de Madrid como el Ayuntamiento y las empresas de Madrid, que queremos poner a Madrid en el lugar que se corresponde", ha sentenciado.

RETIRADA DE CARTELES

Tras las quejas de los comerciantes, la única asamblea general que se ha celebrado este martes ha acordado retirar los carteles y pancartas de los pequeños comercios emplazados en la Puerta del Sol y las calles aledañas pero no de los escaparates pertenecientes a las grandes empresas.

También han accedido a despejar las calles cercanas de tiendas de campaña y mantener así la actividad principal del campamento en la Puerta del Sol, aunque está previsto que este y otros asuntos se sigan debatiendo.

"Lo que verdaderamente perjudica a las compras son los cinco millones de parados", ha dicho tras la reunión uno de los congregados.