La acusada de matar a su pareja en Fuenlabrada: Era un sinvivir

Una mujer se enfrenta a 17 años de cárcel por apuñalar a su expareja a quien denunció por malos tratos

Una mujer acusada de asesinar a puñaladas a su pareja en septiembre de 2015 en Fuenlabrada ha afirmado hoy que su relación con la víctima, a quien había denunciado un año antes por malos tratos, era "un sinvivir", pero ha negado que le matara, sino que él intentó agredirla con un cuchillo y ella se defendió.

La Audiencia Provincial de Madrid ha iniciado el juicio con jurado a Gloria C.S., para quien la Fiscalía pide 17 años de cárcel por un delito de asesinato con la atenuante de que actuó en "elevado estado de ofuscación".

El fiscal sostiene en su escrito que la acusada y la víctima mantuvieron durante tres años una relación sentimental "altamente conflictiva", lo que dio lugar a fuertes discusiones y a que ella denunciara por maltrato a su pareja, a quien le impusieron una orden de alejamiento a pesar de que posteriormente no fue condenado.

El 20 de septiembre de 2015, la víctima acudió al domicilio de Gloria y comenzó a proferir gritos y a intimidarla a través de las ventanas, situadas a la altura de la calle.

Explica el fiscal que Gloria, en "elevado estado de ofuscación" por estos hechos y por la relación vivida con la víctima, lo cual "mermaba de forma grave pero sin llegar a anular su capacidad", se hizo con un cuchillo de 17 centímetros de hoja y salió al portal.

Acto seguido, continúa el representante del Ministerio Público, se acercó al hombre por detrás y, en el momento en que éste se giró hacia ella, "de manera sorpresiva y sin que pudiera repeler el ataque", le apuñaló dos veces en el pecho.

Durante su declaración, la acusada ha explicado que la víctima y ella, que sufrían problemas con el alcohol, mantenían una relación "muy conflictiva", en la que la procesada recibía amenazas continuas y palizas del hombre cuando ella se negaba a mantener relaciones sexuales.

Ha relatado que el día de los hechos él acudió al domicilio de la mujer, en Fuenlabrada, y desde la calle profirió amenazas como "hoy vengo a matarte", mientras intentaba romper las ventanas de la vivienda.

"Tenía los ojos totalmente rojos, parecía que estaba poseído", ha explicado Gloria, quien ha asegurado que cuando bajó al portal, el hombre intentó agredirle con un cuchillo, que ella "no sabía que llevaba", y la acusada trató de zafarse, por lo que se produjo un forcejeo y la víctima se clavó accidentalmente el arma.

Cuando volvió al lugar de los hechos, ha continuado Gloria, vio al hombre "arrastrándose, con mucha sangre" y, debido al "estado mental de tensión" en el que se encontraba, cogió el cuchillo y lo volvió a dejar en el suelo, por lo que ha negado que limpiara el arma, como sostiene el fiscal.

El juicio a Gloria C.S. se reanuda mañana con la declaración de testigos.