Rajoy entrega al alcalde de Móstoles el premio Solidaridad por la iniciativa del Restaurante para Desempleados

premiomostoles_2011123V0.wmv

El Presidente nacional del PP, Mariano Rajoy, ha entregado el premio nacional "Solidaridad" al Alcalde de Móstoles y Presidente del PP local, Esteban Parro, por la iniciativa del Restaurante municipal para Desempleados, que desde su puesta en funcionamiento ha dado más de 100.000 comidas para que las personas que no tiene trabajo tengan, al menos, garantizada la subsistencia y el alimento.

En el marco del I Concurso de Buenas Prácticas Municipales llevado a cabo en la Convención Nacional del PP, que se celebra en Sevilla, la distinción destaca la labor social y de apoyo a los parados desempeñada desde marzo de 2009 por este proyecto, impulsado por Parro.

El Alcalde de Móstoles ha mostrado su gratitud por este premio que "plasma la vocación de servicio público de todo el Gobierno municipal, pero, sobre todo, ejemplifica la solidaridad de los mostoleños hacia las personas que más lo necesitan y su comportamiento como una gran familia en los momentos de necesidad".

El regidor ha recordado que, en marzo de 2009, en colaboración con la Hermandad de San Simón de Rojas, "la ciudad dio un paso cualitativo de enorme repercusión y trascendencia social, al poner el marcha el primer comedor para parados de Europa".

Tras siete meses de experiencia, se dio un paso más al inaugurar un espacio de restauración de primer nivel destinado a paliar las coyunturas personales de los desempleados de la ciudad.

Con cerca de 400 metros cuadrados, este espacio reúne todas las características y medidas de seguridad e higiene que tiene cualquier restaurante al que se pueda acudir de forma ordinaria. Sin embargo, se dedica exclusivamente a atender a los desempleados.

"Es evidente que con esta medida no se solucionan todos sus problemas, pero, al menos, los desempleados sienten el calor y el apoyo del resto de mostoleños", ha dicho Parro.

"Por ello, este restaurante, que será explotado como un negocio por una empresa privada cuando no sea necesario cumplir este fin, se contempla como un servicio municipal más de los que ofrece el Ayuntamiento, del que, en este caso, son beneficiarios los parados, quienes, desde una situación de necesidad, reciben la respuesta solidaria del Consistorio y de sus vecinos, en base a la aportación que ellos han hecho durante años como contribuyentes", ha ahadido el alcalde mostoleño.

En base a este concepto y a la experiencia acumulada, se tomó la decisión de poner un euro como precio simbólico para los adultos para asistir al restaurante, que es gratis para los menores.

Este restaurante ciudadano permite ofrecer comidas elaboradas en el propio establecimiento por un cocinero profesional, contratado para estos menesteres. La comida es costeada por los vecinos a través de sus donaciones de alimentos no perecederos y con la implantación de un sistema solidario de aportaciones personales que cada ciudadano hace de forma voluntaria para sufragar los alimentos perecederos.

Así, los mostoleños pueden comprar los bonos solidarios de dos y cinco euros que se pueden adquirir en todos los comercios y galerías comerciales de la ciudad. Los establecimientos colaboradores están identificados con un cartel singular.

Además, las donaciones se pueden materializar a través de ingresos bancarios, en una cuenta habilitada a tal efecto.

Para asistir es imprescindible tener un carné que se expide por estar desempleado y estar empadronado en Móstoles. Para su concesión no se pedirá ninguna demostración de ingresos.

En este periodo, esta iniciativa ha logrado el respaldo de casi todos los vecinos. Según una encuesta realizada por TNS Demoscopia, sólo un testimonial tres por ciento de los mostoleños rechaza esta iniciativa, mientras que la inmensa mayoría (el 95 por ciento) muestra su consenso y su beneplácito con ella.