Podemos pide la dimisión de Martos por su "error" con el aborto de menores

Podemos pide la dimisión de Martos por su "error" con el aborto de menores

El portavoz de Podemos en la Asamblea de Madrid, José Manuel López, ha pedido hoy la dimisión del consejero de Sanidad, Jesús Sánchez Martos, después de que éste reconociera un "error" en una información sobre el derecho al aborto de menores remitida a la unidad de interrupción voluntaria del embarazo.

El consejero envió ayer una carta a los portavoces de Sanidad de todos los grupos parlamentarios en la que se disculpaba por el "inexplicable y lamentable error" en la circular enviada el pasado 25 de mayo a la unidad de interrupción voluntaria del embarazo ubicada en la calle Sagasta de Madrid.

Según ha explicado a los medios en los pasillos de la Asamblea d Madrid, la intención de este escrito era aclarar que el artículo 156 del Código Civil indica que "en defecto o por ausencia, incapacidad o imposibilidad de uno de los padres, la patria potestad será ejercida exclusivamente por el otro".

Esto permitiría en determinados casos que las menores que acuden al centro de Sagasta a solicitar abortar puedan ir acompañadas de uno solo de sus progenitores en vez de los dos.

Aunque asegura que no han recibido denuncias de casos concretos de menores, ha reconocido que sí tiene constancia de llamadas alertando de que algunos profesionales de este centro "podían poner pegas" a aquellas jóvenes no fueran acompañadas por los dos progenitores.

El consejero ha indicado que en esta primera circular no se incluyó el artículo 156 del Código Civil en su conjunto por un "error mecanográfico". Por eso, ha comentado que enviaron posteriormente a la unidad de interrupción voluntaria del embarazo una segunda circular -el 7 de junio- con el texto completo.

El portavoz de Podemos en la Asamblea de Madrid, José Manuel López, ha pedido en declaraciones a los medios antes de participar en el Pleno la dimisión del consejero de Sanidad o su cese por parte de la presidenta regional, Cristina Cifuentes, por haberse "saltado la legislación española" sobre el derecho de las menores a abortar.

"Si el consejero lo ha hecho a sabiendas, tiene un problema porque no ha respetado el Estado de derecho, y si no lo sabía no está capacitado para gestionar una consejería", ha sostenido.

Por su parte, la diputada regional de Podemos y responsable del área de Mujer e Igualdad en el partido, Clara Serra, ha manifestado su satisfacción porque "haya servido la labor de control" de su grupo para que el Gobierno "deje de hacer esta vulneración de los derechos de las mujeres".

Podemos lleva tiempo denunciando que la Comunidad de Madrid es la única que obliga a las menores a contar con el consentimiento de sus dos progenitores para abortar al hacer una "aplicación ideológica". La formación ha puesto como ejemplo "situaciones kafkianas", como la de una menor que conoció a uno de sus padres cuando fue a solicitar su derecho a abortar a las oficinas de la Conserjería.

Sánchez Martos ha descartado dimitir y ha comentado que confía en contar con el respaldo de Cifuentes ante la "ocurrencia" de Podemos.

Además, ha criticado la "utilización torticera y partidista" de Podemos con este asunto, ya que ha asegurado que el Gobierno regional está atendiendo a todas las menores de edad que acuden a Sagasta para solicitar interrumpir el embarazo aunque vayan acompañadas de un solo progenitor "si se ajusta al Código Civil". "Estamos personalizando e individualizando cada caso", ha añadido.

Al respecto, comentó en el Pleno de la semana pasada que en lo que llevamos de este año el Servicio Madrileño de Salud (Sermas) ha atendido en el registro de Sagasta a 171 menores, de las cuales 50 iban acompañadas de un solo progenitor.

El Pleno de la Asamblea de Madrid ha debatido este jueves dos proposiciones no de ley presentadas por Podemos y PSOE-M en las que ambos partidos han insistido en solicitar al Gobierno regional que sólo sea necesario el consentimiento de uno de los dos progenitores cuando una menor de edad decida interrumpir su embarazo.

Las dos iniciativas, que no tienen carácter vinculante, han salido adelante con los votos a favor de los grupos de la oposición y el voto en contra del PP.