El Metro vuelve a funciconar a medias tras dejar tirados a dos millones de usuarios durante dos días

Los trabajadores de Metro de Madrid continuarán este jueves con la huelga en contra de los recortes salariales pero, a diferencia de lo ocurrido el martes y el miércoles, se han comprometido a cumplir los servicios mínimos del 50 por ciento decretados por la Comunidad de Madrid.

Esto significa que si todo marcha según lo previsto, la red de Metro volverá a funcionar después de dos días que pasarán a la historia de la región por haber sido testigos de la paralización total del suburbano, que utilizan a diario unos 2 millones de viajeros que se han visto afectados por los paros sin mínimos.bR>

Se trata de una medida que han tomado los trabajadores para dar "un respiro al pueblo de Madrid". Lo que queda de semana, también con paros pero con servicios mínimos, y el fin de semana (con servicio normal) los sindicatos esperan poder sentarse a negociar con la empresa, que ha advertido que sólo dialogará si los sindicatos cumplen la ley.bR>

REANUDAR EL DIÁLOGO

Es decir, que si hoy los trabajadores de Metro cumplen su palabra y hacen los mínimos, Metro está dispuesto a escuchar las propuestas de los representantes sindicales, que insisten en que lo único que vale es que se cumpla el convenio alcanzado el año pasado por negociación colectiva.

Ante esta nueva posición, la Comunidad de Madrid no va a tener que poner en marcha su alternativa de autobuses privados que buscaba servir de refuerzo por superficie al transporte de la EMT y Cercanías mientras se mantenía suspendido el servicio de Metro, haciendo los itinerarios de las líneas que circulan por el suburbano.

MINIMOS COMO EL LUNES

De nuevo, como ya pasara el lunes, según lo decretado por la Comunidad de Madrid, los servicios son del 50 por ciento de los trenes que hay en circulación en un día habitual. Así, en hora punta (7.30-10 horas, 14-16 horas y 18-20 horas) los intervalos variarán según la línea.

Por ejemplo, a primera hora en la 1 y en la circular está previsto que pasen trenes cada seis minutos; en la 3, cada cinco; y en las líneas 2, 5, 8 y 9, cada ocho minutos. Cada siete minutos pasarán en hora punta por la mañana en la línea 4 y 10, mientras que la frecuencia será menor (cada 10 minutos) en la línea 7 y cada doce minutos en la línea 11.

En la franja horaria de mediodía y tarde, también hora punta, las frecuencias serán más bajas, entre los ocho y doce minutos en todas las líneas. Los usuarios que peor salen parados son los de la línea 9B (parte de la línea 9 que hace el recorrido de Puerta de Arganda-Arganda del Rey), la de MetroNorte y Metro Ligero. En el caso de MetroSur, las frecuencias serán de 13, 16 y 17 minutos en franja de mañana, mediodía y tarde.

En hora valle, por la mañana, los trenes pasarán cada nueve, diez o doce minutos; mientras que por la tarde, a partir de las 20 horas, la frecuencia comienza a disminuir, estando previsto para algunos tramos horarios, periodos de espera de 15, 20 y hasta 38 minutos (a final del día).