Metro de Madrid y Mensajeros de la Paz instalan máquinas 'solidarias' en 8 estaciones

Metro de Madrid y la ONG Mensajeros de la Paz han firmado un acuerdo de colaboración para la instalación de máquinas dispensadoras en ocho estaciones de la red de Metro en las que, de forma simbólica, se pueden adquirir productos y servicios básicos de entre 1 y 10 euros para colaborar con comedores sociales y el Banco de Alimentos.

En estas ocho máquinas 'solidarias', que ya están instaladas en las estaciones de Atocha-Renfe, Chamartín, Embajadores, Méndez Alvaro, Nuevos Ministerios, Puerta de Arganda, Puerta del Sur y Plaza de España, quienes quieran colaborar podrán depositar su donativo, y a cambio recibirán una caja vacía que, simbólicamente, representa los productos o servicios básicos, como un corte de pelo, una ducha o hacer la colada, que se van a adquirir con esos alimentos y serán distribuidos por Mensajeros de la Paz.

UN METRO SOLIDARIO CON LOS MÁS NECESITADOS

La iniciativa la han presentado este lunes frente a una de estas máquinas en la estación de Nuevos Ministerios el consejero delegado de Metro de Madrid, Borja Carabante, y el presidente de la Fundación Mensajeros de la Paz, el padre Angel, que han destacado la importancia de colaborar en esta causa para ayudar a los colectivos y familias más desfavorecidas.

Carabante ha recordado que esta no es la primera vez que Metro participa en esta iniciativa, "que ya se llevó a cabo en 2014 y 2016", y ha insistido en que se volverá a ceder espacios de Metro "con el objetivo de lograr una mayor ayuda para todos aquellos ciudadanos que peor lo pasan".

Por su parte, el padre Angel ha explicado que en ediciones anteriores esta campaña tuvo una gran acogida, y se consiguió recaudar 8.283 kilos de alimentos. "Estas máquinas aunque lo parezcan, no dan tabaco, sino vida. Un mundo mejor es posible con este tipo de proyectos", ha asegurado.

Mensajeros de la Paz, a través de Jofemar, se ha encargado de la instalación, puesta en marcha, manipulación y recarga de las máquinas, así como de la reposición semanal del producto y la recaudación, que irá destinada íntegramente a familias, comedores sociales y al Banco Solidario.