El Mercado de Orcasur trata de evitar su cierre

Si nadie lo remedia tendrán que cerrar. Es un mercado en un barrio envejecido y que pudo instalarse gracias a la lucha de la asociación de vecinos.

Los 12 comerciantes que se mantienen a día de hoy en el mercado municipal Orcasur no pueden hacer frente a las deudas de la concesión, que ronda los 300.000 euros, y se enfrentan a un inminente desahucio. una situación insostenible que acaba con un modo de vida no sólo de los comerciantes, también de los vecinos.

No obstante, el Ayuntamiento de Madrid rescatará la concesión del Mercado de Orcasur prevista hasta 2032 porque "no hay más remedido" ante la deuda de la concesionaria, la Asociación de Comerciantes, y por la falta de un operador interesado en instalarse en estas dependencias municipales, ha explicado este martes la directora general de Comercio y Emprendimiento, Concepción Díaz de Villegas, en la comisión de Equidad, Derechos Sociales y Empleo.

La concejala socialista Erika Rodríguez ha llevado la situación de los doce comerciantes que se mantienen a día de hoy en el mercado, que tiene espacio para 80 locales. Esa docena de comerciantes no puede hacer frente a las deudas de la concesión, que ronda los 300.000 euros, y se enfrentan a un inminente desahucio.

La directora general ha contestado que se intentó salvar la situación del mercado buscando un operador interesado, que no han encontrado, o planteando la puesta en marcha en la primera planta de un vivero de empresas, propuesta del PSOE. Esta segunda iniciativa no ha podido ponerse en marcha por falta de encaje legal.

Con ese vivero de empresas, el Ayuntamiento trataría de 'indemnizar' al concesionario por la aminoración de la concesión, es decir, se trataría de compensar la deuda con la superficie de la primera planta. "Lo lamento profundamente pero no nos queda más remedio que rescatar la concesión y buscar una alternativa", ha asegurado Díaz de Villegas, que ha aclarado que los embargos no son personales dado que la deuda es de la asociación de comerciantes.

La directora general ha dibujado la situación del mercado, marcada por "una caída de la tasa de ocupación (sólo hay doce comerciantes y no todos forman parte de la asociación concesionaria)" y por el "escaso atractivo" de las instalaciones.

Erika Rodríguez ha puesto el acento en que los comerciantes de Orcasitas se enfrentan a "perder sus modos de vida" y ha pedido que, de cara a una futura nueva licitación, el arrendatario respete los doce puestos que en este momento se encuentran en el mercado.