Manuel Cobo abandona el Ayuntamiento de Madrid para incorporarse a Ifema

El videalcalde de Madrid, Manuel Cobo ha anunciado hoy que abandona el Ayuntamiento de Madrid, donde ha permanecido ocho años, para desempeñar el cargo de coordinador de gestión, a disposición del director general de la Institución Ferial de Madrid (Ifema), Fermín Lucas. Visiblemente emocionado, Cobo ha informado de que antes de aceptar esta nueva responsabilidad, ha rechazado el nombramiento de secretario de Estado de Justicia que le ofreció el ahora ministro y exalcalde, Alberto Ruiz-Gallardón, porque consideró que "no tenía el perfil" adecuado para desempeñarlo.

Cobo ha hecho este anuncio en rueda de prensa tras la primera Junta de Gobierno del Ayuntamiento que preside la nueva alcaldesa de Madrid, Ana Botella, que ha comparecido unos minutos junto al todavía hoy vicealcalde para anunciar que mañana celebrará una Junta -"Consejo", ha dicho- de Gobierno extraordinaria y anunciará la composición de su gabinete.

Botella ha dicho de Cobo que para ella, "antes que nada" es "un amigo", que "ha sido un magnifico compañero y un excepcional vicealcalde" pero que "ahora ha decidido iniciar una nueva etapa"."Le vamos a echar mucho de menos", ha manifestado Botella, también emocionada, antes de levantarse y despedirse con un beso del hasta mañana número dos del Ayuntamiento de Madrid.

NO TENÍA "EL PERFIL DE SECRETARIO DE ESTADO DE JUSTICIA"

Manuel Cobo, ahora solo ante los periodistas, ha confesado que "desde el primer momento" en que Ruiz-Gallardón fue nombrado ministro de Justicia, y a pesar de seguir siéndole "leal", le dijo que no tenía "el perfil de secretario de Estado de Justicia". Ha asegurado que le costó "muchísimo" convencerle porque Alberto Ruiz-Gallardón "es complicado" y se ha mostrado convencido de que al final esto ha sido "lo mejor" para los dos.

Hoy, ante los periodistas, Cobo ha argumentado que vale "para muchas cosas pero no para todas" y que para ese puesto "no era el mejor ni de lejos"."Hay muchísimas cosas que he hecho bien en esta vida pero ésta no la iba a hacer bien", ha declarado. En este sentido, ha señalado que en el PP tienen "la costumbre" de poner en cada cargo a "los mejores", para lo que ha pedido que se compruebe "el perfil de los anteriores" secretarios de Estado de Justicia y el de la persona que será nombrada mañana, que no ha querido desvelar, y ha añadido que él, a pesar de ser licenciado en Derecho, lleva "20 años sin tener relación con ese mundo".

Ha informado de que cesará mañana, como vicealcalde y como concejal, pero, respecto a otras marchas, incluso anunciadas, como la hasta ahora delegada de Las Artes, de Alicia Moreno, ha dicho que no es "la persona adecuada" para informar y que eso "le corresponde a doña Ana Botella como alcaldesa o a los propios interesados". Igualmente, ha descartado que el Consejo de Ministro le nombre mañana para algún otro puesto y ha confesado que está "contento" con lo que tiene "en estos momentos"."Me apetece, está muy bien y no tengo en la cabeza de otra cuestión", ha subrayado Cobo, que ha garantizado que en esta cuestión "no hay dobleces ni hay historias ni hay peticiones".

A Ruiz-Gallardón le da "las gracias" por hacerle caso "al final", recuerda que ha sido su "jefe" y su "amigo", que han compartido "muchas cosas buenas, malas, regulares y de todo tipo" y anticipa que "lo va a hacer muy bien porque es un político enorme". A Ana Botella, que ya se había marchado, le dice que no tiene "más que palabras de agradecimiento" hacia ella, que seguirán hablando y que "va a triunfar" en el Ayuntamiento.

Respecto a una hipotética continuidad en el Gobierno municipal, Cobo ha garantizado que "no ha habido ni ocasión", y no porque en los últimos días no hayan hablado "muchísimo". "No ha habido ni va a haber ni puede haber posibilidad de ofrecimiento ni de rechazo, no soy la persona adecuada para la nueva alcaldesa que necesita compaginar un equipo en que tanta experiencia no había necesidad. No es lo mejor para ella tampoco, no sé, peso demasiado en esta parte política", ha reflexionado.

En cuanto a su marcha a Ifema, donde ha asegurado que va a trabajar con "la máxima responsabilidad" e "ilusión", ha afirmado que cuenta con el respaldo de sus responsables "técnicos, de gestión y políticos, tanto del Ayuntamiento como de la Comunidad", que "quieren que vaya".En lo personal, Cobo ha señalado que "a lo mejor, algo" le ha hecho cambiar el accidente de moto que sufrió hace unos meses.

Además, ha hecho una larguísima enumeración de agradecimientos, desde sus más directos colaboradores en el Ayuntamiento y, antes, en la Comunidad de Madrid -Jose Manuel Berzal, Paloma García Romero, Fermín Lucas, Patricia Lázaro, Marisa González y Ana Román-, hasta a sus adversarios políticos, medios de comunicación y su familia. En este apartado ha mencionado a "todos" sus compañeros de partido, entre los que ha mencionado a Mariano Rajoy, José María Aznar, Esperanza Aguirre, Pío García Escudero y Luis Eduardo Cortés.

AGUIRRE: PELILLOS A LA MAR

Preguntada al respecto la presidenta regional, Esperanza Aguirre, ha explicado que no es una persona "rencorosa", por lo que, si Manuel Cobo ha pensado en Ifema para proseguir su carrera, ella hará todo lo que esté "en su mano" y "con mucho gusto" para ayudarle: "pelillos a la mar con el señor Cobo", ha sentenciado.

"Tengo muchísimos defectos aunque (...) no tengo el defecto de ser rencorosa, así que pelillos a la mar con el Señor Cobo", ha argumentado la líder popular quien ha indicado que sus amigos "se sorprenden" de que no se acuerde "de todas las faenas" que le hacen.

La presidenta regional se ha referido de este modo a las diferencias políticas y el cruce de acusaciones que ha mantenido con el hasta ahora vicealcade de la capital en asuntos como el polémico caso del espionaje en la región, o la elección de Rodrigo Rato como presidente de Caja Madrid.

Aguirre ha señalado que Cobo estuvo "muy cariñoso y muy positivo" hacia su persona durante el discurso que realizó como portavoz del grupo municipal del PP en la investidura de Ana Botella, por lo que si ha decidido dejar el Ayuntamiento -"cosa que entiende"-, le parece "muy bien".