Lío en el pleno de Fuenlabrada

Pleno municipal de Fuenlabrada
Pleno municipal de Fuenlabrada

El Ayuntamiento de Fuenlabrada ha aprobado este jueves en el Pleno municipal la creación de una comisión para abordar la modificación del Reglamento Municipal, una reforma planteada por el PSOE y que ha provocado que los ediles de PP, Ciudadanos y Vox abandonaran la sesión por su oposición.

Los tres grupos de la oposición aseguran que la modificación del Reglamento Municipal persigue "limitar la participación" de sus formaciones políticas en el Pleno y en los consejos de Administración, por lo que han decidido abandonar el Pleno justo antes de empezar a debatirse el punto de la creación de la Comisión.

El Gobierno municipal, liderado por Javier Ayala (PSOE), ha defendido la necesidad de abordar esta modificación reglamentaria para dejar cabida en los consejos de Administración a los sindicatos, a la coordinadora de Asociaciones Vecinales y al Consejo de Juventud.

"La modificación se ha llevado a debate a sesión plenaria a pesar de que podría haberse hecho con la mayoría absoluta del grupo socialista, pero el talante del equipo de Gobierno es otro y por eso traemos a pleno la creación de esta comisión"

Pese a ello, las portavoces de PP, Ciudadanos y Vox se han mostrado totalmente en contra de esta posibilidad, ya que, a su entender, dicha modificación supone "sacarles" de varios de los consejos, pese a que Ciudadanos seguirá estando representado en las cinco empresas públicas, el PP en tres y Vox, en dos.Además, la modificación que pretende el Ejecutivo local también abordaría la posibilidad de que los grupos municipales solo puedan presentar una moción por sesión plenaria y el resto, respaldadas por otro grupo diferente para fomentar la búsqueda de consenso, algo que también rechazan PP, Ciudadanos y Vox.

La portavoz de Vox, Isabel Pérez, ya denunció el miércoles que el objetivo de modificar el reglamento es un intento "de callar la voz de la oposición en este Ayuntamiento", algo que la formación ha denunciado que se está llevando a cabo también en otros ayuntamientos madrileños como Leganés o Boadilla del Monte.

La portavoz del PP, Noelia Nuñez, ha insistido en que cualquier modificación del Reglamento debería contar con el "máximo consenso", aunque considera "irrisoria" la oferta de Comisión del PSOE, ya que les piden aprobar la comisión para estudiar las modificaciones y, seguidamente, "traen un punto para modificar un artículo sin esperar a la comisión".

Núñez se refiere a la aprobación, este mismo jueves, de una modificación del Reglamento, por "necesidades de urgencia", con el objeto de que todos los agentes sociales y sindicales puedan seguir participando en los Consejos de Administración y por tanto en la vida pública de la ciudad, y no solo los grupos políticos.