Ley de Autoridad del Profesor: Se reducen las sanciones graves a alumnos y bajan los conflictos

Descienden las situaciones conflictivas en los Institutos de la Comunidad. Tras la ley de autoridad del profesor, aprobada de forma pionera en Madrid el año pasado, los resultados van viendo la luz.

La reducción en las sanciones graves ha sido del 11,4%. El descenso en las graves ha sido del 6%. Este año se han producido en las aulas madrileñas 1.260 actos de violencia, vejaciones o acoso menos que el año pasado.

El curso 2010-2011 fue el primero en el que se aplicó la ley de autoridad del profesorado.

Las faltas muy graves son las que tienen que ver con el acoso físico y moral o la violenica, las graves son faltas de respeto o daño a las instalaciones, las dos bajan.

Entre sus aspectos más destacados la condición de "autoridad pública" de los profesores que conlleva la presunción de veracidad de testimonio y que cualquier agresión pueda ser considerada delito y no una simple falta. Uno de los aspectos más reclamados por los docentes y que más se utiliza.

Pero no es el único aspecto , también obliga a los alumnos que hayan cometido una infracción a reparar los daños que hayan causado, a reconocer su responsabilidad y presentar excusas. Dos años de aplicación que ayudan a mantener el clima de estudio,

La Comunidad de Madrid ha sido la primera autonomía en dar la condición de autoridad pública a los profesores. La ley se aporbó con la oposición de socialistas e IU.