Ibarrola dará un impulso a los compromisos del Acuerdo Sectorial de Justicia

La consejera de Justicia, Yolanda Ibarrola, ha ratificado el compromiso con el Acuerdo Sectorial de Justicia en su primera reunión con los sindicatos, y ha anunciado que siguen buscando inmuebles para albergar la unificación de sedes judiciales que esperan encontrar "antes del final de legislatura". Ibarrola ha destacado que la relación con los sindicatos Staj, UGT, CCOO, CSIF y CSIT-UP ha sido "fluida y muy buena" durante toda la legislatura, y ha agradecido que le hayan mostrado su colaboración para los meses que quedan por delante antes de las elecciones autonómicas del 2019.

Los sindicatos, por su parte, se han mostrado optimistas con la creación de una Consejería de Justicia que esté dotada de un presupuesto real para acometer todas las medidas que son necesarias dentro de la administración de justicia, han dicho los responsables sindicales tras la cita.

"Las reuniones han sido periódicas, estamos cumpliendo y desarrollando el Acuerdo Sectorial, así que la reunión ha ido por los cauces que esperábamos", según Ibarrola que también ha afirmado que su deseo era reunirse en primer lugar "con los representantes de los trabajadores".

En declaraciones a los medios, Ibarrola también ha hablado de la unificación de sedes judiciales que está impulsando la Comunidad, que en estos momentos se encuentra buscando "inmuebles que puedan albergar la concentración de todas las administraciones de justicia civiles", algo que ha puntualizado debería producirse "antes de final de legislatura".

Tras la concentración de todas las administraciones penales, la Comunidad se encuentra ahora mismo agilizando los trámites para unificar los juzgados de San Lorenzo del Escorial, Torrejón de Ardoz, Móstoles y Navalcarnero, tras haberlo hecho en enero en Aranjuez.

EL INCREMENTO DE PERSONAL DEPENDE DEL CONSEJO GENERAL DEL PODER JUDICIAL

Por otro lado, la consejera ha comentado que no es competencia de la Comunidad el incremento de personal en los juzgados que piden la mayoría de sindicatos, "pero sí dotarles de medios materiales y de medios humanos". "El Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) es quien debe dirimir ese aspecto y yo soy muy ordenada sobre mis competencias y lo que tengo que hacer, y no es opinar de las competencias que otros deben tener", ha sostenido.

Ibarrola ha recordado que el Consejo General del Poder Judicial "conoce la carga de trabajo que tiene cada una de las comunidades autónomas", por lo que ya se encargará de trasladar las necesidades que vea al Ministerio de Justicia.

El representante del Sindicato de Trabajadores de la Administración de Justicia (Staj), Augusto García, ha puntualizado que necesitan una inversión económica "que ponga a la administración de justicia madrileña en primer lugar y no en el último como hasta ahora", así como "una mejora de infraestructuras total, de personal y de gestión del personal".

El responsable de Justicia de UGT Madrid, Alberto Salas, ha afirmado que tienen "expectativas" en la nueva etapa que empieza y que han pedido a Ibarrola "que siga con el desarrollo de lo que tiene iniciado para tratar de mejorar entre todos la administración de justicia, que tiene muchas carencias" tanto en materia de recursos humanos como materiales y económicos.

Por su parte, la responsable de Justicia de CCOO Madrid, Felicia López, ha instado a la consejera que esta nueva consejería "se traduzca en un presupuesto porque sin él no hay absolutamente ninguna solución", y que esta no sea una "operación de maquillaje de cara a las elecciones autonómicas del próximo año".

En opinión del presidente del sector de justicia de CSIF Madrid, Juan José Carral, la nueva consejería "tiene que ir acompañada de una voluntad política real y de una dotación presupuestaria necesaria" para llevar a cabo las mejoras que son necesarias en la justicia madrileña.

Finalmente, el representante de CSIT Unión Profesional, José Ángel Montero, ha ensalzado que el Gobierno "está mostrando su voluntad de dar importancia a la justicia y de intentar acometer los cambios a los que se ha comprometido". De ahí su petición de que haya "transparencia" en todas las medidas que todavía no se han completado y de las que se vayan a realizar, ha concluido Montero.