Gómez forzará las primarias en Madrid

controla_tarde_201089V0.wmv

La negativa del secretario general del PSM, Tomás Gómez, de facilitar el paso a la ministra de Sanidad, Trinidad Jiménez, en la candidatura a la Presidencia de Madrid, como le ha pedido el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, puede conducir a unas primarias en el partido, para que decidan los militantes.

REUNIÓN EN CLIMA "POSITIVO"

La portavoz del grupo socialista en la Asamblea de Madrid, Maru Menéndez ha declarado este domingo en rueda de prensa que la reunión entre José Luis Rodríguez Zapatero y Tomás Gómez transcurrió "en un clima muy positivo" en el que Gómez no aceptó que Trinidad Jiménez fuese la candidata a la Presidencia de Madrid porque "no tiene sentido".

Menéndez ha explicado que la reunión celebrada ayer entre los secretarios generales del PSOE y del PSM, en la que Gómez no aceptó dejar de ser candidato a la Presidencia de la Comunidad de Madrid, transcurrió "en un clima muy positivo, como no puede ser de otra manera" y se celebró "desde la lealtad profunda y desde el respeto mutuo".

La portavoz del grupo socialista en la Asamblea de Madrid ha matizado que tras el encuentro Tomás Gómez "está estupendo" y ahora trabajará para ganar las elecciones de 2011.

Sobre si la Ejecutiva del PSM tiene constancia de que Trinidad Jiménez vaya a presentarse a las primarias y si tiene opciones de ganarlas, Menéndez ha destacado que "hasta la fecha" la actual ministra de Sanidad "no lo ha expresado", y ella cree que Gómez cuenta con el respaldo de la mayoría de los socialistas madrileños.

EL PSM VE LA CELEBRACIÓN DE PRIMARIAS COMO "SALUDABLE"

Menéndez, ha manifestado también que la decisión de celebrar unas primarias para designar al candidato socialista a las elecciones regionales de 2011 supone un éxito para el equipo del secretario general del PSM, Tomás Gómez, que viene reclamando dar la palabra a la militancia, al tiempo que ha destacado que este proceso permitirá dar a conocer "el profundo conocimiento" que tiene Gómez de la Comunidad de Madrid y su proyecto.

La propia Maru reconoce en palabras coloquiales que Gómez "ha sudado la camiseta" y que no basará su campaña a primarias en la confrontación.