Garrido espera que la propuesta del 112 desbloquee la huelga en el servicio

Centro de emergencias 112 en Madrid
Centro de emergencias 112 en Madrid |Telemadrid

El consejero de Presidencia y Justicia, Ángel Garrido, ha señalado que la propuesta que la dirección del 112 ha hecho llegar a sus trabajadores responde "practicamente" a todas sus reivindicaciones, por lo que ha confiado en que se desbloquee la situación que ha llevado hasta la huelga.

Así lo ha asegurado en rueda de prensa tras la reunión del Consejo de Gobierno, en referencia a la huelga convocada para hoy, mañana y el viernes en el servicio de emergencias 112 de la Comunidad de Madrid, que hoy ha transcurrido sin incidencias y con el cumplimiento de los servicios mínimos estipulados.

Ayer mismo la dirección del 112, el centro en el que se reciben y gestionan las llamadas que los ciudadanos hacen al teléfono de emergencias, hizo llegar a los representantes de los trabajadores una propuesta con la que esperaba que se desconvocasen las jornadas de huelga convocadas para el miércoles y el viernes.

Garrido ha señalado que la negociación que mantuvo hasta la última hora de ayer, cuando se trasladó una propuesta a los trabajadores que, según ha dicho, "responde a parte de las demandas formuladas". "Nos comprometemos a la contratación de operadores suficientes durante las vacaciones o a considerar la posibilidad de que sean definidos como trabajadores nocturnos las personas que realizan turnos, previo informe de la Abogacía General", ha seguido diciendo el consejero.

Otra propuesta de la dirección del 112 es crear una mesa técnica que trabaje en las cuestiones específicas de este colectivo. Con todas estas medidas, el consejero ha confiado en que se desbloquee la situación y se desconvoquen los paros, porque entiende que "se da respuesta a prácticamente todas las cuestiones que se habían planteado".

Los trabajadores del 112 piden la equiparación de sus condiciones de trabajo con las del resto de profesionales de la Emergencia en la Comunidad de Madrid, el cumplimiento de los acuerdos firmados y la adecuación de la jornada de trabajo a las recomendaciones internacionales sobre salud laboral.

También exigen la dotación imprescindible medios humanos suficientes para garantizar la "adecuada prestación del servicio".