Garrido: "Esperabamos algo en esa linea pero queda un año que es mucho tiempo"

El presidente en funciones de la Comunidad de Madrid, Angel Garrido, ha asegurado este martes, día de San Isidro, que las encuestas recientemente publicadas, reflejan "un momento coyuntural especialmente difícil" para el PP de Madrid. Asi lo ha reconocido a Telemdrid, en plena pradera de San Isidro, donde confesaba: "Esperabamos algo en esa linea pero queda un año que es mucho tiempo".

Según la encuesta de Metroscopia para El País, Ciudadanos ganaría las elecciones en el Ayuntamiento de Madrid con 19 ediles (12 más que hace dos años) si se celebraran en estos momentos elecciones municipales mientras que PP perdería un total de 10 ediles. En el sondeo realizado por Sigma 2 para El Mundo, perdería de 8 a 10, mientras que en la encuesta que publica La Razón sería la lista más votada.

"Hemos tenido una pérdida de confianza" pero ha precisado que estas encuestas reflejan "intención de voto" y que todavía "queda un año de trabajo". En este punto ha señalado que "el votante, cuando tiene que introducir el voto en la urna, piensa si quien le ha gestionado estos años" le ha conseguido "mejor transporte, educación... eso se preguntarán dentro de un año".

TRABAJA EN SU INVESTIDURA

El presidente en funciones de la Comunidad de Madrid, Angel Garrido, ha afirmado este martes, día de San Isidro, que se encuentra ya preparando su investidura, que tendrá lugar este jueves y viernes, y que si finalmente es nombrado como presidente regional trabajará "igual o más que el primer día".

"El jueves tenemos la primera sesión, expondré aquello que nos queda, que es mucho", ha expresado Garrido que ha señalado que "si soy investido como presidente me dedicaré a trabajar que el primer día o más", ha concluido. "Va a ser un año de trabajo especialmente intenso, nada de interinidad".

Garrido, por cierto ha confesado que mantiene unas extraordinarias relaciones con la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, "desde las enormes diferencias ideológicas que nos separan". algo ratificado por la propia alcaldesa que confirmaba que ya se conocen por las reuniones de trabajo celebradas entre el Ayuntamiento y la Comunidad.