La Fiscalía rebaja la petición de pena para dos acusados del "caso Ussía"

La Fiscalía rebaja la petición de pena para dos acusados del "caso Ussía"

La Fiscalía de la Audiencia Provincial de Madrid ha rebajado su petición de pena para dos de los acusados de la muerte del joven Álvaro Ussía al considerarles cómplices y no cooperadores necesarios del delito de homicidio que se imputa al principal procesado, Antonio Sánchez, "Pitoño". Así, la fiscal ha mantenido su petición de quince años de prisión para este último como autor de un delito de homicidio con la agravante de superioridad, y ha rebajado de trece a cinco años de cárcel, quitándoles el citado agravante, la pena que solicita para David Alonso y David Sancio, todos ellos porteros de la discoteca "Balcón de Rosales" (Madrid) en el momento de los hechos, el 15 de noviembre de 2008.

Por su parte, la acusación particular pide quince años de prisión para "Pitoño" por homicidio con agravante de superioridad, y entre diez y trece años para Alonso y Sancio, a los que sigue considerando cooperadores necesarios del primero. La acusación popular ha calificado los hechos como un homicidio imprudente y ha solicitado una pena de cuatro años de cárcel para Sánchez y de once meses para los otros dos como cómplices.

La abogada de "Pitoño" ha mantenido la inocencia de su defendido, pidiendo su libre absolución y, como alternativa, el que sea considerado autor de un delito de homicidio imprudente con resultado de muerte para lo que pide un año de cárcel (la pena mínima para este tipo de delito, que abarca de uno a cuatro años).

Las defensas de David Sancio y David Alonso han mantenido su no culpabilidad por no ser responsables de los hechos que se les acusa.

SITUACIÓN DE PITOÑO

Antonio Sánchez "Pitoño" está en prisión provisional desde el 17 de noviembre de 2008, dos días después de la muerte de Ussía, que tenía dieciocho años, mientras que Alonso y Sancio permanecieron solo unos meses. Durante la vista oral, que comenzó el pasado día 1, los testigos se han contradicho sobre la participación de Alonso y Sancio en la agresión que presuntamente sufrió Ussía a las puertas del "Balcón de Rosales", con patadas y puñetazos, y si impidieron o no que los amigos del joven se acercaran a ayudarle.

Además, los forenses destacaron que los hematomas que presentaba el cuerpo de Álvaro en los costados no eran graves ni intervinieron en el fatal desenlace. Después de que las partes hayan elevado a definitivas sus peticiones de pena, la fiscal ha comenzado explicando sus conclusiones después de aconsejar al jurado popular que, a partir de ahora, "quiten la paja" al "exceso de información" que tienen después tres semanas de juicio para poder dar a finales de semana el mejor veredicto posible.

El Ministerio Público ha destacado la coincidencia entre las manifestaciones del primo y del amigo de Ussía, que vieron cómo "Pitoño" se tiró de rodillas sobre su pecho y en el suelo le siguió golpeando, y las de otros cuatro testigos que no conocían de nada a la víctima, y que en el juicio declararon haber visto lo mismo.

Además, ha resaltado para demostrar la autoría de la agresión de "Pitoño" el que uno de los testigos imparciales se quedó "tan impresionado" por el comportamiento de "Pitoño" que rápidamente llamó al 112 para pedir ayuda. Otros testigos -ha recordado la fiscal- señalaron que vieron a "Pitoño" cuando éste se dirigió hacia Álvaro a la salida del local, en el Paseo de Pintor Rosales, y "echó todo su peso" sobre la víctima.