Errejón dice que dejaría su escaño si se lo pide Podemos

Podemos aparca a Errejón como candidato a la Comunidad y encumbra como portavoz a Montero
Iñigo Errejón

El candidato por Más Madrid a la Comunidad de Madrid, Iñigo Errejón, ha manifestado esta noche que dejaría su escaño en el momento que un compañero con responsabilidades de dirección se lo pidiese "no voy agarrarme ni un minuto al escaño".

Errejón, en declaraciones en el programa "En la sexta noche" de La Sexta, ha subrayado: "no voy a cambiar mis ideas por un escaño, valoro más mis ideas, las tengo en más estima" y ha añadido que los puestos son temporales, esos van y vienen y que las "ideas es lo más valioso que tengo".

En respuesta a las declaraciones de su compañera Irene Montero en las que señalaba que Errejón estaba fuera de Podemos, el candidato de Más Madrid ha recordado que 20.000 militantes de Podemos lo eligieron como candidato para la Comunidad de Madrid y con un mandato muy claro: "ganar la Comunidad de Madrid" y ha señalado que el "mejor modelo para conseguir ese objetivo es el de Manuela Carmena".

"¿Lo que es bueno para la ciudad de Madrid no es bueno para la Comunidad de Madrid, la formula que ha sido buena para concurrir con muchos y ganar la alcaldía de Madrid no puede ser bueno para la Comunidad?", se ha preguntado Errejón.

Sobre las críticas recibidas por ir en la plataforma de Manuela Carmena, el dirigente de Podemos ha respondido a las palabras de Pablo Echenique que señaló que "Yo habría dimitido pero de algo tendrá que vivir Errejón hasta mayo", que en política y en la vida cada uno elige su estilo, "a mi no me sale decirle eso a gente que llevo tanto tiempo trabajando, no contestaría, ese no es mi estilo".

Para el actual candidato de Más Madrid para la Comunidad de Madrid es contrario a hacer cordón sanitario a Vox, ya que no funciona en ningún sitio, "el problema no es que exista un partido como Vox, el problema es que haya habido cientos de miles de andaluces que hayan confiado en ellos".

"Con esos cientos de andaluces ¿qué hacemos, los insultamos, y así van a cambiar de votos o decimos que con ellos no se puede hablar?", se ha preguntado.

Errejón cree que hay que convencerles de que España no es un país insolidario que se ensaña con el más débil, y esto se consigue explicándose y para ello a veces que hay que reunirse.