Detenido un hombre que llevaba 10 kilos de marihuana tras dejar el coche en la A-2

Vehículo de la Guardia Civil
Vehículo de la Guardia Civil

Agentes de la Guardia Civil han detenido a una persona por su presunta implicación en delitos relacionados contra la seguridad del tráfico (conducir de manera manifiestamente temeraria), y por su presunta implicación en un delito contra la salud pública, al arrojar en su huída campo a través una bolsa que contenía 10.125 gramos de marihuana picada y polen de hachís, ha informado la Comandancia de Madrid en una nota de prensa.

Los hechos tuvieron lugar al observar una patrulla de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil un turismo Seat León, que zigzagueaba por los carriles de la A2, circulando una velocidad inadecuada para las condiciones de la vía y la intensidad circulatoria.

Además los agentes pudieron observar cómo en el momento de desviarse hacía la carretera M-300 iba hablando por su teléfono móvil, procediendo a darle el alto en el punto kilométrico 23. Entonces, inició una precipitada huída, haciendo caso omiso a las señales de los agentes, deteniéndose en un cambio de rasante y emprendiendo la huída a pie.

Durante la persecución, el prófugo se deshizo de una bolsa de deporte que llevaba, logrando detenerle metros después, resultando ser un ciudadano de nacionalidad marroquí de 33 años de edad.

En interior de la bolsa localizaron más de 10 kilogramos de sustancia a base de marihuana y polen de hachís, que contiene un alto contenido en tetrahidrocannabinol (THC), denominada 'critical'. El detenido ya ha pasado a disposición de la autoridad judicial competente.