Detenido un guardia civil que provocó 19 incendios en el suroeste de Madrid

La Guardia Civil ha detenido a un agente del cuerpo como presunto autor de 19 incendios provocados desde el pasado 17 de junio en varias localidades de la zona suroeste de la Comunidad de Madrid, en los municipios de Navas del Rey, Chapinería y Cadalso de los Vidrios.

Desde el primer momento los agentes de la Guardia Civil barajaron la intencionalidad de los mismos como principal causa, algo que finalmente se ha confirmado.

En la operación ha sido imprescindible la colaboración tanto de los vecinos de la zona como de los agentes forestales, brigadas de extinción de incendios forestales y bomberos, además de los testimonios de los propios agentes del puesto de Navas del Rey, cuyos datos han sido determinantes a la hora de realizar la detención.

PILLADO 'IN FRAGANTI'

El guardia civil fue pillado 'in fraganti' provocando un fuego por San Martín de Valdeiglesias, según han señalado a Europa Press fuentes próximas a la investigación.

Según las mismas fuentes, por la zona se encontraba un retén disuasorio de los Bomberos de la Comunidad de Madrid, que localizó a un hombre que estaba prendiendo fuego. Los bomberos se comunicaron con la Benemérita para denunciar la situación, aportando información sobre el aspecto del individuo, y se dedicaron a apagar el incendio.

La detención por parte de la Guardia Civil fue más rápida porque dio la casualidad, además, de que en el lugar estaba una brigada en prácticas. El hombre detenido se encontraba en una zona de difícil acceso, por lo que todo apunta a que su intención era provocar daños con el incendio.

El guardia civil es joven, lleva cinco años en el cuerpo y estaba destinado en el Puesto de Navas del Rey. Si una vez que el juez le tome declaración, se le imputa un delito de incendios, automáticamente la Guardia Civil le suspende de empleo y sueldo en el servicio y se le abre un expediente disciplinario, que queda pendiente de la vía penal y puede comportar la expulsión del cuerpo.

SALVADOR VICTORIA REITERA LA NECESIDAD DE ENDURECER LAS PENAS

El consejero de Presidencia y Justicia y portavoz del Gobierno regional, Salvador Victoria, ha reiterado este viernes la necesidad de endurecer las penas en los delitos de incendios tras la detención de un guardia civil como presunto autor de una veintena de fuegos en la sierra oeste de la región.

"Hay que tener penas más contundentes", ha señalado Victoria, puesto que, en su opinión, hay una "gran desproporción" entre la pena privativa de la libertad para estas personas recogida en el Código Penal y "los gravísimos riesgos para las personas y el medio ambiente que suponen los incendios".

En este punto, se ha referido a la última detención y ha indicado que espera que en el caso de que judicialmente se acredite que el guardia civil detenido es autor de los incendios de la última quincena de julio en la sierra, sea expulsado del cuerpo.

No obstante, ha indicado que hay que esperar al transcurso de las investigaciones y determinar si actuaba solo o acompañado. Así, ha señalado que tampoco se descarta que pueda tener relación con el incendio que el año pasado arrasó el monte en Robledo de Chavela.

FERMOSEL: "SI SE HA DETENIDO A UN PIRÓMANO, BIENVENIDO SEA"

El consejero de Asuntos Sociales, Jesús Fermosel, ha dicho sobre la detención de un agente de la Guardia Civil como presunto autor de 19 incendios en varias localidades de la región que "si se ha detenido a un pirómano, bienvenido sea".

El consejero ha afirmado que tiene conocimiento de que los agentes forestales pusieron una denuncia en la guardia civil porque vieron a una persona provocando un incendio.

Agentes pertenecientes al Servicio de Protección de la Naturaleza lograron retener en la tarde de ayer al presunto autor de casi una veintena de incendios localizados en los municipios madrileños de Navas del Rey, Chapinería y Cadalso de los Vidrios.