Detenido en Getafe un ciudadano ucraniano que extorsionaba a compatriotas

Intervienen un millón de falsificaciones de marcas de lujo en Fuenlabrada
Intervienen un millón de falsificaciones de marcas de lujo en Fuenlabrada |Telemadrid

La Policía Nacional ha detenido en la localidad madrileña de Getafe a un ciudadano ucraniano presuntamente dedicado a extorsionar y a ejecutar ajustes de cuentas sobre otras personas de su misma nacionalidad.

En el momento de su arresto se había citado con una de sus víctimas para cobrarle una supuesta deuda, ha informado hoy la Dirección General de la Policía.

El detenido se valía de su fama de persona violenta y agresiva entre otros compatriotas que residen en la Comunidad de Madrid para reclamarles con amenazas diferentes sumas de dinero.

Han sido identificadas otras cinco víctimas que en su momento no denunciaron los hechos por temor a que ellos o sus familias recibieran represalias.

Posteriormente ha sido arrestado en Alcorcón un compatriota que contrató sus servicios.

Las investigaciones comenzaron cuando los agentes tuvieron conocimiento de la existencia de un ciudadano ucraniano que estaría extorsionando a compatriotas suyos, a los que exigía dinero bajo amenazas y coacciones.

Para evitar cualquier daño físico a sus víctimas o a sus familias en su país de origen, sus víctimas debían pagar de forma periódica una cantidad de dinero.

La Policía ha indicado que sus golpes en el pasado a las organizaciones criminales dedicadas a este tipo de actividades han propiciado la aparición de individuos que, actuando en solitario o con el apoyo puntual de terceras personas, continuaban con las coacciones a otros nacionales de Ucrania.

En el transcurso de la investigación se consiguió identificar a cinco personas que habían sido objeto de amenazas por parte de este hombre e incluso una de ellas víctima de una agresión.

Sin embargo, ninguna había denunciado, ya que, según sus propias declaraciones, temían posibles represalias sobre ellas y, principalmente, sobre sus familias en Ucrania.

Antes de a cabo las extorsiones, el detenido realizaba un estudio previo de la situación personal de las víctimas para poder amenazarlas con causar algún daño a su familia o a ellos mismos.

Además, se había ganado fama de persona violenta, agresiva y peligrosa entre los ciudadanos ucranianos de la Comunidad de Madrid infundiendo temor entre sus víctimas, que no denunciaban muchas veces por miedo y en ocasiones por desconocer el funcionamiento de las instituciones oficiales españolas.

Los investigadores averiguaron que el ahora detenido iba a llevar a cabo una nueva extorsión.

En concreto, había sido "contratado" para cobrar una supuesta deuda dineraria con otros dos individuos, por lo que se puso en marcha un dispositivo de seguimiento.

Después de varias citas y contactos telefónicos amenazantes, concertó una cita con su víctima para obtener un adelanto del dinero que le exigía para ralentizar las exigencias y amenazas.

Este encuentro fue aprovechado por los agentes para detenerle, en la localidad madrileña de Getafe y posteriormente fue arrestada en Alcorcón la persona que le había contratado.

La operación ha sido llevada a cabo por el Grupo II de Europa del Este de la UDEV Central.