Desmantelan una finca con 2.000 plantas de marihuana en la Cañada Real

Una de los sectores de la Cañada Real
Una de los sectores de la Cañada Real |Google Maps

La Policía Nacional ha detenido a los siete miembros de una familia que regentaba una plantación de marihuana, con más de 2.000 unidades, en el poblado de la Cañada Real, en el distrito de Villa de Vallecas.

Los siete arrestados, todos de nacionalidad española y con antecedentes por hechos similares, son cuatro mujeres, de 71, 41, 39 y 37 años, y tres hombres, de 40, 37 y 35 años, según informan fuentes policiales.

2.000 plantas, armas y 3.500 € en efectivo

En un comunicado, la Jefatura Superior de Policía de Madrid destaca que todos pertenecen a una misma familia y están acusados como presuntos autores de un delito de tenencia ilícita de armas, un delito contra la salud pública y un delito de defraudación de fluido eléctrico.

Estos individuos eran los responsables de una parcela, localizada en la Cañada Real, donde se encontraba una plantación de marihuana para su posterior venta.

En el registro de la propiedad, los agentes hallaron más de 2.000 plantas, una escopeta de cañones recortados y una pistola, así como diversa munición y 3.500 euros en efectivo.

También en Usera

En otra operación, la Policía Nacional ha desmantelado otra plantación interior con 445 plantas de marihuana que se encontraba en una nave industrial en el distrito de Usera, donde fue detenido un hombre de 40 años de nacionalidad española sin antecedentes.

Ambas plantaciones contaban con un sistema de iluminación y ventilación "sofisticado" para el cultivo intensivo de la marihuana, incluso utilizaban fertilizantes para asegurarse el rápido crecimiento de las plantas y la producción de múltiples cosechas.

Este sistema estaba conectado ilegalmente a la red eléctrica pública y obtenía energía de forma fraudulenta, lo que se puso en conocimiento de las suministradoras correspondientes.