Desmantelan en Madrid dos tiendas que vendían falsificaciones con pieles de animales protegidos

Falsificaciones hechas con caimán, serpiente y manta raya
Falsificaciones hechas con caimán, serpiente y manta raya

La Policía Municipal ha desmantelado en las calles del Príncipe y de Fuencarral, situadas en el centro de Madrid, sendas tiendas con productos falsificados y artículos elaborados con pieles de animales protegidos como caimanes, cocodrilos, serpientes pitón y mantas raya.

En total se han intervenido 167 artículos fabricados con pieles de dichos animales con un valor de más de quince mil euros, informa la Policía Municipal.

En una primera inspección en el local de la calle del Príncipe los agentes vieron expuestos para su venta artículos falsos como camisetas, parches textiles y otros de reconocidas marcas de motocicletas y grupos musicales. En otras vitrinas encontraron, también para su venta bolsos, carteras, monederos y otros artículos realizados con pieles auténticas de los animales referidos.

Procedencia ilícita

Según informa la Policía Municipal, se trata de artículos que por su composición y elaboración vulneran la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES) y por tanto podrían ser de procedencia ilícita.

Preguntado el encargado de la tienda sobre la documentación de estos artículos presentó cuatro fotocopias en las que se reseñaban otros ocho que no coincidían con los expuestos.

Por ello los agentes procedieron a levantar dos actas de intervención cautelar, una por delito contra la propiedad industrial (635 artículos falsificados) y otra por tener a la venta 92 productos de especies protegidas sin aportar documentación que vulneran el convenio CITES.

Calle Fuencarral

También fue inspeccionada la tienda que los mismos propietarios del anterior local tienen en la calle de Fuencarral en la que fueron intervenidos otros 75 artículos realizados con pieles de las mismas especies protegidas.

Los propietarios de las tiendas fueron informados de que van a ser investigados por supuestos delitos contra la propiedad industrial y contra la fauna y la flora salvaje.