Dada de alta la niña secuestrada por un pederasta el 17 de junio en Ciudad Lineal

La niña de seis años y origen chino que fue raptada durante unas horas por un pederasta el pasado 17 de junio en el distrito de Ciudad Lineal de Madrid ha sido dada este fin de semana de alta en el hospital La Paz, más de diez días después del suceso, han informado a Efe fuentes del centro médico.

La menor quedó ingresada tras el secuestro, perpetrado por un pederasta que presuntamente había raptado a otra niña el pasado 10 de abril, a la que también liberó después de varias horas y que también necesitó atención en el hospital La Paz, aunque solo durante unas horas.

La Policía investiga si el mismo hombre fue el autor del secuestro de una tercera menor en septiembre de 2013 en el mismo distrito, así como de un intento de rapto el mismo 10 de abril, unas horas antes y muy cerda del que sí logró consumar.

La niña de origen chino fue raptada el 17 de junio por la tarde en la calle Luis Ruiz del distrito de Ciudad Lineal, donde su familia tiene un comercio del que la pequeña salió a jugar, momento en el que un hombre supuestamente la convenció para que le acompañara, según informó la Policía.

Fue encontrada unas cuatro horas después en la calle Jazmín, a unos siete kilómetros al norte del mismo distrito, sola, muy nerviosa y con síntomas de haber ingerido algún medicamento, tras lo que fue trasladada al hospital La Paz.

Allí quedó ingresada hasta el pasado fin de semana, cuando ha podido ser dada de alta, según ha informado hoy el centro médico, que no ha ofrecido más datos sobre su estado al tratarse de una menor y de un caso en investigación.

PREOCUPACIÓN EN CIUDAD LINEAL

La preocupación continúa en Ciudad Lineal. Eso ha hecho aumentar la alarma social y eso tiene un aspecto perjudicial: los bulos en la red. La Policía Nacional ya lo está advirtiendo a través de sus cuentas de twitter o Facebook. No hay que creer ni reenviar información que aparece en redes sociales que no tiene confirmación oficial. Se trata de bulos.

Sin embargo, todo se comprueba, lo que supone un esfuerzo adicional para los agentes, quitanto tiempo de otros aspectos claves para la investigación. Por eso piden que quien tenga datos se ponga en contacto directo con ellos.

La "operación Candy" continúa para arrestar al pederasta.