Cs quiere destinar 10 millones de los Presupuestos del Estado a soterrar las vías de Delicias

El Grupo Municipal de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Madrid ha presentado en el Congreso de los Diputados la enmienda 84 a los Presupuestos Generales del Estado con el objetivo de que 10 millones de euros de este monto se dirijan a soterrar las vías de la estación madrileña de Delicias, lo que consideran es "una herida abierta en la capital que durante años ha partido en dos el distrito de Arganzuela".

La formación naranja pretende de este modo que los vecinos de Méndez Alvaro, Palos de la Frontera, Legazpi y Los Metales puedan disfrutar de los parques Enrique Tierno Galván y Madrid Río "con seguridad y sin atravesar una carrera de obstáculos".

Así lo ha anunciado este jueves la portavoz de Cs en el Ayuntamiento de Madrid, Begoña Villacís, quien se ha desplazado hasta el enclave objeto de la enmienda. Pese a que la propuesta fue rechazada en el Pleno de Arganzuela, donde fue presentada como moción de urgencia, Villacís ve "fundamental" el apoyo del resto de grupos en el Congreso para que esta iniciativa, que se votará el 18 de este mes en la Cámara Baja, prospere en pro de "Madrid y los madrileños".

Según ha explicado la portavoz de la formación naranja en Cibeles, la enmienda "tiene que ver con una histórica reivindicación de los vecinos, que piden se soterren las vías, que no son propias de una ciudad de 2018". Villacís, acompañada por el edil de la formación en el distrito, Bosco Labrado, y por el portavoz del Grupo en materia de Medio Ambiente, Sergio Brabezo, pretende así "cambiar la fisionomía del distrito".

"Esta enmienda tiene que ver mucho con el reequilibrio territorial, con cerrar heridas abiertas en la ciudad de Madrid que no se pueden mantener, y que hay que cambiar; queremos tapar estas vías y solucionar otros problemas como los asentamientos ilegales que se han cronificado en toda esta zona", ha apuntado.

En este punto se ha referido Villacís a las chabolas ubicadas en los márgenes de la vía, entre Legazpi y Delicias, en las que, ha lamentado, "vivan en condiciones insalubres personas e incluso niños". Asimismo, ha apuntado que estos asentamientos generan "inseguridad", y se ha referido a los incendios acaecidos en los mismos el verano pasado. "Los problemas hay que resolverlos, y hay que tener esa deformación profesional; en vez de tanta mesa y tanto dinero a afines, hay que destinar dinero a lo que de verdad importa a los vecinos", ha concluido.