La Comunidad tira de Juegos de Tronos para su inocentada

La Comunidad tira de Juegos de Tronos para su inocentada

La Comunidad de Madrid ha recurrido en su inocentada por el Día de los Inocentes a Juego de Tronos y ha bromeado sobre que la Real Casa de Correos, la sede del Gobierno regional en la Puerta del Sol, sería escenario de la serie en su última temporada. Así, la Comunidad ha bromeado con su tradicional inocentada con que responsables de localización de la productora de las serie de la cadena americana HBO se habrían puesto en contacto con el Gobierno regional para visitar el edificio y que se habrían mantenido encuentros para firmar un acuerdo de confidencialidad.

En este sentido, la Comunidad ha continuado con su broma alegando que ningún contenido de la trama de la serie en su última temporada podría adelantarse. "Todavía se desconoce si los dragones sobrevolarán o subirán a la torre del Reloj de la Puerta del Sol", han añadido desde el Gobierno regional en claro tono de humor y ficción.

Para aportar más verosimilitud a su inocentada, el Gobierno regional ha continuado el comunicado ficticio apuntando que los fans de la serie tendrían que esperar para "poder disfrutar de las disputas entre los Stark y los Lannister en la Puerta del Sol, pues el estreno de esta temporada no está previsto antes de 2019", un dato que es real.

"Esto incentivará aún más si cabe el atractivo turístico de la Puerta del Sol y del edificio de la Real Casa de Correos como ya han hecho con la plaza de Toros de Osuna, el islote de San Juan de Gaztelugatxe en Bermeo como escenario de Rocadragón o los Reales Alcázares de Sevilla, entre otros", ha seguido en clave de humor la Comunidad de Madrid.

Por último el Gobierno regional ha aportado datos sobre el edificio de la Real Casa de Correos, explicando que se construyó en la segunda mitad del siglo XVIII bajo el reinado de Carlos III, que es de planta rectangular o que en su interior posee dos grandes patios.

Asimismo, han explicado que la fachada es de piedra blanca y ladrillo, "sobre la que destaca la gran puerta de acceso central, además de numerosos balcones y un altorrelieve con el escudo real de Carlos III". "Su destino originario fue ser la sede de Correos. Durante el siglo pasado se instaló la Dirección General de Seguridad. En 1997 se rehabilitó para convertirse en la sede del Gobierno regional", han concluido.