La Comunidad gastó en 2017 más de 87 millones en adjudicaciones sin publicidad ni concurso público

La Comunidad gastó en 2017 más de 87 millones en adjudicaciones sin publicidad ni concurso público

Sólo en el último Consejo de Gobierno del año la cifra fue de más de 28 millones. El asunto es legal, aunque la oposición lo cuestiona. Las convalidaciones de gasto -un recurso que permite a los Gobiernos autorizar encargos de obras o servicios que requieren cierta urgencia y no pueden esperar al proceso de contratación ordinario- se han reducido en la Comunidad respecto a legislaturas anteriores y ahora son "muy excepcionales".

Así lo ha dicho el portavoz del Gobierno, Ángel Garrido, en rueda de prensa tras el Consejo, en la que ha señalado que puede haber meses puntuales en lo que haya sido necesario aumentar las convalidaciones con respecto al mes anterior, pero por cuestiones de carácter "extraordinario" que no han permitido tramitar los servicios de la forma habitual.

El Gobierno regional gastó en 2017 más de 87 millones de euros en contratos que adjudicó sin publicidad ni concurrencia, mediante convalidaciones de gasto.

De estos, más de 28 millones fueron aprobados en el último consejo de Gobierno de pasado 30 de diciembre.

"Comparar un mes con otro no tiene validez", ha insistido Garrido, antes de asegurar que en los cómputos anuales las convalidaciones de gastos "han ido disminuyendo" en comparación con legislaturas anteriores.

Se trata, ha insistido, de un mecanismo "absolutamente excepcional" que solo se utiliza para casos "muy excepcionales", y en la Comunidad de Madrid "en absoluto ese hace un abuso" de esta herramienta. "Al contrario, somos un ejemplo de uso muy restrictivo", ha subrayado, aunque "inevitablemente a veces" se produce alguna situación o "incidencia no prevista" en los presupuestos "a la que hay que responder" y por ello se recurre a la convalidación del gasto. "Pero no se hace abuso, es algo anecdótico en el monto total del presupuesto que maneja la Comunidad", ha reiterado.

LA OPOSICIÓN CRITICA LA "MALA GESTIÓN" DEL GOBIERNO REGIONAL

Los grupos parlamentarios de la oposición en la Asamblea de Madrid han criticado este martes la "mala gestión" del Gobierno regional con las convalidaciones de gasto, recurso que permite a los gobiernos autorizar encargos de servicios que no pueden esperar al proceso de contratación ordinario. Así lo han expresado Ciudadanos, Podemos y PSOE en la rueda de prensa posterior a la Junta de Portavoces en la Cámara regional, después de que este diciembre la Comunidad haya convalidado 28 millones de euros, 8 millones más que el mismo mes del año anterior.

A este respecto, el potavoz de Ciudadanos, Ignacio Aguado, ha señalado que el Gobierno, "recurre a estas convalidaciones con demasiada asiduidad". "Se destinan 87 millones de euros en servicios que se prestan por parte de la Comunidad de Madrid que no tiene un contrato que lo respalde y eso es preocupante. Es una práctica legal, pero que no conviene utilizar", ha apuntado Aguado. El portavoz de la formación naranja ha señalado que "esto demuestra la falta de previsión y la falta de planificación del Gobierno regional".

Por su parte, el portavoz socialista, Angel Gabilondo, ha sostenido que las convalidaciones de gasto son un procedimiento "que se debe emplear excepcionalmente con razones muy justificadas y no habitualmente". "Me parece que no es una buena práctica y no es un buen mecanismo, e indica que no hay buena gestión, cuando la excepcionalidad es excesiva. Esperemos que esta practica no sea abusiva", ha remarcado el socialista.

El diputado de Podemos Eduardo Gutiérrez se ha cuestionado "cómo es posible que en un sólo consejo de Gobierno se realicen esas convalidaciones de gasto" y además, "se convaliden gastos plurianuales", es decir para los próximos ejercicios, atando, a su parecer, "el presupuesto de todos los madrileños para los próximos años". Por este motivo, Gutiérrez ha considerado que esto no es un ejemplo de "buena gestión, transparente y técnica", que da la sensación de que el PP "aprueba todo a última hora, siempre de forma precipitada y en algún caso con gastos anticipados de urgencia que no están justificados y que son indicador de la deficiente e incompetente gestión que se realiza del presupuesto de todos los madrileños".

Por último, el portavoz del PP, Enrique Ossorio, ha indicado que el procedimiento de las convalidaciones es "legal" que está contemplado en el ordenamiento jurídico, pero que "a nadie les gusta lógicamente, porque la convalidación quiere decir que cualquiera de los aspectos del gasto público ha fallado". Sin embargo, ha asegurado que lo que se hace es convalidar, "porque sino la administración tendría un enriquecimiento injusto". "Tenemos que intentar que suceda las mínimas veces posibles", ha concluido.