La Comunidad busca nuevos donantes de órganos con la campaña '#YoTengoUnDon'

La Comunidad busca nuevos donantes de órganos con la campaña '#YoTengoUnDon'

La Comunidad de Madrid busca aumentar el número de autorizaciones de las familias a la donación de órganos de sus allegados con la campaña '#YoTengoUnDon', con la que se conciencia de la importancia de dar a conocer a la familia el deseo de que los órganos sean donados en el momento del fallecimiento. El consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, ha presentado la campaña, impulsada desde la Oficina Regional de Coordinación de Trasplantes de la Comunidad, justo en el Día Nacional de Donante de Órganos y Tejidos, que se extenderá durante las próximas dos semanas.

Para que el sistema de trasplantes funcione son imprescindibles las donaciones de órganos, y para ello la campaña pretende concienciar sobre la importancia de que las personas con voluntad de donar en el momento de su fallecimiento se lo comuniquen a sus familiares para que éstos sean conscientes de su deseo.

En 2017 se realizaron en los hospitales de la región 774 trasplantes de órganos sólidos procedentes de 231 donantes, y el porcentaje de respuestas positivas familiares a la donación se situó en torno al 85 %. Y en los cuatro primeros meses de 2018 se han realizado 307 trasplantes, seis más que en el mismo cuatrimestre del pasado año.

Durante las dos próximas semanas la campaña '#YoTengoUnDon' podrá escucharse en cuñas de radio y verse en diarios de tirada nacional, medios online y pantallas de metro y autobús, además de en las redes sociales.

´

Además, la Oficina Regional de Trasplantes tiene a disposición de los ciudadanos la Tarjeta de Donante, que facilita a quien lo solicite la posibilidad de testimoniar su voluntad en relación con la donación, sin que esto suponga en ningún caso un compromiso legal.

Desde hace unos años la donación de órganos se está desplazando hacia las bandas de edad más altas debido en parte a la reducción de las muertes por accidente de tráfico y en general por causas violentas, que ha caído de forma muy significativa en los últimos años, pasando a ser de entorno al 4 % del total de los donantes de órganos en 2017, cuando hace unos 20 años era del 40 %.

Por otro lado, las técnicas de obtención y preservación de los órganos previo al trasplante han mejorado mucho mediante la aplicación de nuevos procedimientos, y hoy son incluidos en lista de espera de trasplante pacientes de más edad que hace unos pocos años era impensable que recibieran un órgano.

Además de aumentar la donación en asistolia controlada gracias al proyecto de ECMO Portátil -que en su primer año de funcionamiento ha permitido realizar 29 donaciones-, la Comunidad está potenciando protocolos en los hospitales para detectar posibles donantes fuera de las UCI, como urgencias, unidades de ictus, unidades coronarias o unidades de cuidados paliativos.