Cifuentes, sobre las listas de espera: "La forma de solucionar un problema es encararlo, no maquillarlo"

La presidenta de la comunidad Cristina Cifuentes confía en reducir el tiempo de espera en las listas quirúrgicas. Su equipo trabaja para mejorar la situación, afirma. En declaraciones a la Cadena COPE ha explicado por qué la cifra ha aumentado en pocos meses de 20 mil a 80 mil pacientes en espera.

Cifuentes señala que se debe al nuevo método de contabilizar a los pacientes. Ahora se incluye a los que rechacen ser operados en un hospital y sean derivados a otros, antes se excluían. Tambien se incluye en el cómputo de días de espera los fines de semana y festivos. Antes era solo de lunes a viernes.

La presidenta de la Comunidad ha afirmado que la mejor forma de solucionar un problema es "encararlo y no maquillarlo", y eso es lo que su Gobierno ha querido hacer al cambiar el método para contabilizar a los pacientes que están esperando para ser operados.

En declaraciones a la Cope, Cifuentes ha explicado que desde ahora los pacientes en espera se contarán desde el día en el que el especialista indique que deben ser intervenidos -no desde que el anestesista da el visto bueno para la operación, como hasta ahora-; en el cómputo de días de espera se incluirán fines de semana y festivos -ahora no se hacía-; y seguirán en la lista quienes rechacen ser derivados a centros privados para ser operados -ahora desaparecían de la lista-.

Una modificación del sistema que ha hecho que el número de pacientes en espera se haya elevado hasta casi 80.000, cifra muy superior a la que ofrecían los Gobiernos de Esperanza Aguirre e Ignacio González.

Cifuentes ha justificado esta medida asegurando que el objetivo es trabajar para reducir la espera, "y el primer paso es reconocer" la situación, "hacer un diagnóstico exacto". "La mejor forma de solucionar un problema es encararlo, no tratar de maquillarlo; hay que verlo con toda la crudeza y dureza y trabajar para reducirlo", ha insistido. El objetivo del Gobierno es reducir los días de espera desde los 40 días actuales a 30, ha indicado.

CARMONA URGE LA DIMISION DEL CONSEJERO POR MENTIR

El concejal socialista del Ayuntamiento de Madrid Antonio Miguel Carmona ha exigido la dimisión del consejero de Sanidad, Jesús Sánchez Martos, por "mentir durante meses" sobre las listas de espera quirúrgicas en la región y asegurar que ascendía a 20.000 pacientes.

Carmona ha participado en la 40 Marea Blanca convocada por la Mesa en Defensa de la Sanidad Pública de Madrid (MEDSAP) que ha marchado por la capital para pedir al nuevo Gobierno que la sanidad sea una "prioridad".

"A muchos responsables públicos les debería importar estar aquí, y no haciendo componendas", ha afirmado Carmona tras calificar de "vergüenza" que la lista de espera para operaciones quirúrgicas sea de casi 80.000 personas.

"Una vergüenza que exige la dimisión del consejero de Sanidad y la asunción de responsabilidades de Cristina Cifuentes, que nos han estado mintiendo a los madrileños durante meses", ha afirmado.

En su opinión, la Marea Blanca por la sanidad pública ha servido para que estos datos "salgan a la luz" y ha criticado que los profesionales sanitarios estén viviendo "un momento de auténtica explotación, mientras otros están en la componenda".

"Mienten, luego se tienen que ir, aunque como se tenga que ir quien mienta, en el PP ya no quedará nadie", ha dicho Carmona, tras reiterar que "en este país no asume responsabilidades nadie y están más en el poder y en la formación de grupos parlamentarios que en la realidad de la calle".

El PSOE EXIGE ALIVIAR URGENTEMENTE LA ALARMANTE LISTA DE ESPERA QUIRURGICA

El Grupo Socialista en la Asamblea ha instado al Ejecutivo regional a adoptar "con carácter de urgencia" las medidas necesarias para "aliviar" la lista de espera quirúrgica que integran casi 80.000 pacientes, una cifra "alarmante" que cuadruplica la "reconocida" por el Gobierno de Cristina Cifuentes.

El portavoz socialista en la Comisión de Sanidad de la Asamblea, José Manuel Freire, ha hecha pública una nota en la que asegura que su grupo parlamentario ha denunciado "en reiteradas ocasiones, con iniciativas legislativas, que los datos ofrecidos por la Consejería de Sanidad no eran reales, tal y como ayer se reconoció ante el Ministerio de Sanidad".

A su juicio, Sánchez Martos y su equipo "llevan meses tratando de desacreditar" las denuncias del Grupo Socialista y "ahora reconocen" que son 80.000 los madrileños en lista de espera, un dato que ha considerado "alarmante" por cuadruplicar la cifra reconocida por el Gobierno de la Comunidad.

Por ello, ha exigido la asunción de responsabilidades por parte del Ejecutivo regional y, en concreto, del titular de Sanidad, y la adopción de medidas urgentes "para aliviar este problema". Para conseguirlo, Freire propone que se utilicen los recursos humanos y materiales de los que dispone la sanidad pública madrileña.