Cifuentes, tras ser increpada por manifestantes, "Pensé: antes me matan que salir corriendo"

Cifuentes, tras ser increpada por manifestantes, "Pensé: antes me matan que salir corriendo"

La delegada de Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, ha atribuido el incidente que sufrió el pasado viernes cuando fue increpada por varios manifestantes a un suceso "aislado" protagonizado por minorías radicales y ha asegurado que en esos momentos pensó que antes la mataban que "salir corriendo" después de que un individuo la advirtiera en el oído de que lo mejor que podía hacer era huir de esa situación.

"No llevaba guardaespaldas, había una persona que lo único que hacía era decirme al oído 'sal corriendo que te matan'. En ese momento pensé que antes me matan que salir corriendo porque no voy a salir corriendo". Este ha sido el único detalle que ha explicado Cifuentes cuando el pasado viernes fue increpada y escupida por unos individuos en unas calles muy próximas a su domicilio.

Sobre el incidente, la delegada no ha querido dar más detalles y ha asegurado que se trata de un suceso aislado que atribuye a minorías radicales. "El mensaje es que fue un suceso aislado y no voy a entrar en polémica de si he hecho un montaje o no", ha añadido.

La delegada madrileña ha señalado que no va a denunciar los hechos porque no quiere mezclar a su familia y a su intimidad. "Desde luego que esto consigue que cada día me levante a ir a trabajar con más fuerzas y ganas", ha añadido Cifuentes, quien ha señalado que su función "es velar por la seguridad de todos los ciudadanos".

Por ello, ha apuntado que la Delegación de Gobierno seguirá defendiendo el derecho a la reunión y de las personas a manifestarse. "Creo que el comportamiento de unos tampoco retrata a todos", ha señalado en alusión a la manifestación de la marcha minera, y ha recordado que ese mismo día felicitó a los mineros de su comportamiento "reivindicativo y pacífico".

"Fue un grupo de violentos y radicales, ninguno de los 18 detenidos eran mineros sino viejos conocidos de la policía por pertenecer a grupos antisistema", ha apuntado Cifuentes, quien ha señalado que la mujer que salió con el rostro ensangrentado en varios medios de comunicación tenía cinco delitos contra la propiedad privada.

Asimismo, ha insistido en que las manifestaciones que se están produciendo cada día en Madrid no tienen que ver con los recortes "sino que desde el minuto cero que empezó a gobernar el PP en la Comunidad de Madrid comenzó a proliferar manifestaciones". "Desde el 1 de enero ha habido 1.400 manifestaciones... es algo insólito", ha concluido.

Cifuentes ha añadido que con independencia de quién las convoque, lo normal es que haya grupos de personas "muy radicales y violentas que van a reventarlas y a producir altercados o incidentes".

Ante esta situación, Cifuentes ha dicho que su obligación como delegada del gobierno y la de los cuerpos y fuerzas de Seguridad del Estado y de las policías municipales es intentar evitar esos altercados y garantizar el orden público. "Desde la Delegación de Gobierno -ha añadido- seguiremos protegiendo el derecho de manifestación y de reunión pero también garantizaremos la seguridad ciudadana y procuraremos que las manifestaciones sean pacificas".

La Delegada ha afirmado que "en el momento en que una manifestación deja de ser pacífica automáticamente deviene en ilegal" e implica la "actuación inmediata" de las fuerzas de seguridad del estado.

En especial, esa tarea debe pasar por "garantizar el orden público y la seguridad ciudadana" en la Comunidad de Madrid y sin permitir que "sucesos aislados puedan modificar en absoluto la línea de actuación que debo realizar".

Cuando tuvo lugar el incidente, del que se han difundido imágenes a través de las redes sociales, Cifuentes no llevaba guardaespaldas, según ha corroborado ella misma, antes de añadir de por el momento no piensa presentar denuncia alguna.