Carmena lleva la cultura de los 'Veranos de la Villa' a todos los distritos

El Ayuntamiento de Madrid llevará a todos los distritos de la ciudad las 52 actividades programadas en Los Veranos de la Villa, una cita cultural que abrirá el 1 de julio el grupo de rock madrileño 'Los Enemigos' en un parque de Hortaleza y cerrarán Kiko Veneno y Martirio a finales de agosto con conciertos gratuitos.

La delegada madrileña de Cultura y Deportes, Celia Mayer, y el director de Contenidos y Espacios Culturales de Madrid Destino, Santiago Eraso, han presentado hoy la programación de los "Veranos de la Villa", el evento cultural más importante de la temporada, en los jardines del Capricho, que por primera vez se convierte en uno de los escenarios del festival.

Además de la gratuidad de la mayoría de los espectáculos, la principal novedad es que las actividades salen de la almendra central de la ciudad y llegan a nuevos espacios -de tres lugares a 36- como la plaza de La Remonta -en Tetuán-, la Casa de Campo, donde se podrá ver sobre el lago un "cabaret flotante" y bailar swing, o el poblado del Pozo del Tío Raimundo, donde habrá flamenco.

La intención del equipo de Manuela Carmena en la programación de sus primeros Veranos de la Villa (la edición anterior estaba ya diseñada cuando llegó al gobierno municipal Ahora Madrid) ha sido devolverles el espíritu con el que fueron creados por el alcalde socialista Enrique Tierno Galván para que madrileños y turistas puedan disfrutar de "la magia", "la creatividad" y "la vida" del espacio público de Madrid, según ha dicho la delegada Celia Mayer.

EL 80 POR CIENTO GRATIS

La empresa municipal Madrid Destino invertirá 1,5 millones en este festival, con un 80 por ciento de sus actividades gratuitas y el resto con un coste de entre 3 y 12 euros. El equipo de Manuela Carmena ha decidido mantener los conciertos del Teatro Circo Price -"lo que funciona no es necesario cambiarlo", ha dicho Celia Mayer- y por allí pasarán este verano Andrés Calamaro (1 de julio), José Mercé (2 de julio), Leo Gandelman (7 de julio), Omara Portuondo y Diego el Cigala (8 julio), Quique González (9 y 10 de julio) y Juan Perro (22 julio), entre otros.

Además de música, cine al aire libre en 11 distritos, teatro o danza, esta edición contiene otras actividades como vuelo de cometas, espectáculos de circo entre pinos o zarzuelas itinerantes o bailes de salón, en la línea de la intención municipal de abrirse a todo tipo de disciplinas y públicos.

"Hay líneas más sutiles, minoritarias e innovadoras como la parte de poesía o de deportes, que también van a tener muchísima calidad y va a tener públicos más específicos", ha comentado la delegada.

El flamenco ocupa un lugar destacado en la programación de este año con actuaciones en Chamberí (Josemi Carmona y Javier Colina el 29 de agosto), en la Casa de Campo (Rocío Molina), o en el parque lineal del Manzanares (Mayte Martín), pero también con una actuación de Rocío Márquez con Pepe Habichuela -entre otros- en el centro cultural de El Pozo.

En cuanto al teatro, la compañía Margi Kathakali pone en escena en Matadero una versión del Quijote, y la compañía de danza de Marie Chouninard llevará el preestreno mundial del espectáculo 'Bosco: el jardín de las delicias', con motivo del quinto centenario de la muerte del pintor. El escenario Puerta del Ángel, de la Casa de Campo, acoge este año un espectáculo de circo, y la zarzuela estará presente en un concierto participativo de un coro que recorrerá en bicicleta los puntos de Madrid que aparecen en las zarzuelas.

El pórtico de acceso al cementerio de la Almudena será escenario de un concierto de música barroca, la banda sinfónica municipal tocará en Conde Duque junto con el cantante valenciano Pep Gimeno "El Botifarra" y habrá música electrónica, folk, indie, rock y ritmos cubanos en distintos puntos de los distritos.

Hasta 36 escenarios, en su mayoría al aire libre, acogerán las actividades de la cita más representativa de la capital española, cuyo gobierno municipal aspira a que participen de la vida cultural del verano muchas más de las 21.000 personas que lo hicieron el año pasado, y que lo hagan desplazándose por toda la ciudad.