Carmena condonaría multas a las empresas si los vecinos perciben más limpieza

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, ha propuesto a las concesionarias del servicio de limpieza condonar las multas por incumplimiento de los contratos (de un 20% del total) si los madrileños manifiestan tener la percepción de que la limpieza ha mejorado en Madrid en una encuesta que se hará dentro de 6 meses.

Tras reunirse con la alcaldesa, los secretarios generales en la Comunidad de Madrid de CCOO, Jaime Cedrún, y UGT, Carmelo Ruiz de la Hermosa, han relatado a los periodistas a las puertas del Palacio de Cibeles (sede del Ayuntamiento) que Carmena prevé dos encuestas: la primera se haría ya y la segunda dentro de seis meses.

Si en esa segunda consulta los ciudadanos tienen la percepción de que la limpieza ha mejorado, se les pagaría a las empresas ese 20% que hoy se les está penalizando por incumplimientos, ha explicado a los periodistas Ruiz de la Hermosa, quien cree que para cumplir con el plan las empresas tendrían que acabar con los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) que afectan a unos 2.500 trabajadores.

Manuela Carmena y la concejala de Medio Ambiente y Movilidad, Inés Sabanés, se reunieron el jueves con representantes de las empresas concesionarias de los servicios de recogida de basuras (OHL-Ascan, FCC Servicios Ciudadanos, Sacyr-Valoriza, Urbaser y Cespa) para abordar las "medidas de choque" contra la alarma por la suciedad en la capital.

"Creo que tienen un proyecto importante de aquí a diciembre para hacer una mejora de la limpieza en Madrid", ha comentado el representante de UGT, mientras que Jaime Cedrún, de CCOO, ha incidido en que para que la ciudad esté limpia tendrá que desaparecer el ERTE de las concesionarias.

Las empresas adeudan al Ayuntamiento 20 millones de euros por el incumplimiento de contratos, según dijo el jueves en rueda de prensa la concejala Inés Sabanés, que ya avanzó que la condonación de esa deuda a cambio de la mejora de los servicios era una de las posibles soluciones.

En la reunión con los sindicatos, Carmena les ha comentado que los servicios municipales están todos externalizados aunque su voluntad es ir analizando posibles cambios a esa situación a medida que vayan venciendo los contratos. Para los sindicatos, esos servicios deben ser de nuevo públicos.

Ruiz de la Hermosa ha recordado que el anterior Gobierno (del PP) "se cargó todos los organismos de participación" y no dejaba a los sindicatos opinar sobre las políticas de Madrid.

En esta reunión, según el representante de UGT, han encontrado una alcaldesa receptiva a las propuestas de los sindicatos, que se ha comprometido además a reactivar el Consejo de Madrid para abordar las políticas de empleo en la capital por áreas sectoriales.

Jaime Cedrún, por su parte, ha comentado que hay un "cambio" en el Ayuntamiento que desde CCOO quieren que sea "radical", puesto que "hay que revisar prácticamente todas las políticas de empleo de esta ciudad". "Estos cuatro años se han caracterizado por un recorte brutal", ha dicho Cedrún sobre la anterior legislatura, tras la cual ahora hay que repensar espacios como Ifema y Mercamadrid y poner en marcha políticas progresistas.

Cedrún, para quien también la reunión ha sido positiva, ha insistido en la necesidad de recuperar las iniciativas de empleo público y abordar la crisis del turismo en la capital y en un gran pacto del empleo en la ciudad al que se deberán sumar los empresarios.

Jaime Cedrún y Carmelo Ruiz de la Hermosa se reúnen mañana con la presidenta regional, Cristina Cifuentes, en un encuentro con el que pretenden trasladar a nivel regional la necesidad de activar un gran pacto de empleo.