Cae un clan que cultivaba marihuana en la Cañada Real

Plantas de marihuana
Plantas de marihuana

La Policía Nacional ha desarticulado un clan dedicado al cultivo en interior de marihuana en la Real Cañada Galiana y ha detenido a 17 personas supuestamente implicadas en el tráfico de drogas, cuatro de las cuales han ingresado en prisión provisional.

Los agentes han intervenido 1.500 plantas de marihuana que iban a ser suministradas a otros grupos criminales, y cien gramos de otras drogas como heroína, hachís y cocaína listas para ser vendidas al por menor, según informa la Jefatura Superior de Policía de Madrid.

Clan de traficantes

La investigación comenzó a finales de 2018, cuando los agentes descubrieron la presencia de un conocido clan de traficantes en la Cañada Real Galiana y reconocieron a algunos de sus miembros porque ya se dedicaban en el pasado a la venta de drogas a gran escala desde la zona de Valdemingómez.

Una vez reunieron suficientes pruebas, los agentes procedieron a la entrada y registro de ocho lugares, uno de ellos una "sankys" -módulo prefabricado-, donde encontraron las plantaciones de marihuana y el resto de drogas, así como 2.000 euros en efectivo, moldes para prensar la heroína y una escopeta.

Tres cosechas anuales

Las instalaciones de este clan contaban con medios técnicos como lámparas de calor, filtros de carbono y fertilizantes que según los investigadores permitirían hasta tres cosechas anuales de marihuana.

Los detenidos hacían uso de la red de fluido eléctrico de manera fraudulenta e ilegal para suministrarse la energía que necesitaban para la producción continua de esta droga.

A los diecisiete detenidos -nueve hombres y ocho mujeres- se les imputan delitos de tráfico de drogas, pertenencia a grupo criminal y defraudación de fluido eléctrico. Tras ser puestos a disposición judicial, cuatro de ellos han ingresado ya en prisión provisional.