Botella aboga por intensificar la cooperación entre Madrid y Berlín en el ámbito cultural, turístico y empresarial

Ana Botella con el alcalde de Berlín
Ana Botella con el alcalde de Berlín |Telemadrid

La alcaldesa de Madrid, Ana Botella, que se ha reunido este lunes en la capital alemana con su homólogo berlinés, Klaus Wowereit, para conmemorar el 25 aniversario del hermanamiento entre las dos ciudades, ha abogado por intensificar la cooperación entre ambas capitales en el ámbito cultural, turístico y empresarial. "Lo festejamos para seguir intensificando la cooperación entre dos grandes capitales europeas", ha manifestado Botella durante un acto institucional en el Ayuntamiento de Berlín, según un comunicado del Ayuntamiento de Madrid.

"Hoy queremos renovar ese compromiso en un momento en el que ambas ciudades han experimentado un intenso proceso de cambio, tienen por delante nuevos desafíos y se vuelven a abrir oportunidades de trabajar en áreas de interés común", ha proseguido.

Según la alcaldesa, los ámbitos de colaboración son amplios, y ha citado, por ejemplo, la cultura, el turismo, el fomento de las actividades empresariales o los nuevos modelos de gestión. Ejemplos todos "que redundan en la mejora de la calidad de vida de berlineses y madrileños".

Asimismo, ha recordado que en medio siglo ambas ciudades han realizado muchas actividades conjuntas, desde exposiciones, conciertos, seminarios e intercambios de carácter técnico hasta visitas de representantes políticos, cuyo "recuerdo ha quedado plasmado en el paisaje urbano de la capital de España", según Botella.

Así, la alcaldesa ha hecho alusión al ajedrez gigante construido el pasado año con la colaboración de la Embajada Alemana en el Parque del Retiro; o la instalación en el Parque de Berlín de una escultura del oso de su escudo, un símbolo compartido por ambas urbes, y tres piezas del Muro de Berlín, donadas en 1990 por la capital alemana.

Para Botella, estas son muestras de la "dilatada tradición de colaboración y buenas relaciones" que han mantenido las dos capitales y que tiene entre sus símbolos más evidentes, la construcción del Parque de Berlín, en cuya inauguración, en 1967, participó Willy Brandt, quien pocos meses antes había dejado la Alcaldía de Berlín para convertirse en ministro federal de Asuntos Exteriores.

Botella ha señalado que su estrategia de Gobierno pasa por una colaboración público-privada, gracias a la cual ha sido posible la gran transformación urbanística que ha vivido la capital española. "Por ello se ha constituido el denominado Foro de Empresas por Madrid, desde el cual el sector privado contribuye al diseño de las estrategias de la ciudad y apoya al Ayuntamiento para culminar todos los planes de superación marcados para el futuro".

Según la alcaldesa de Madrid, la celebración del hermanamiento ha permitido "compartir los anhelos que Berlín y Madrid tienen para los próximos años, unas ciudades que se han transformado de forma espectacular en las últimas décadas y que, sin duda, tienen una clara visión del modelo a seguir".