El Ayuntamiento ofreció un piso a lo abuelos de la niña con cáncer desalojada

El Ayuntamiento de Madrid ofreció un piso de realojo a los abuelos de Shakira G.N., una niña de 6 años desalojada junto a su familia de una casa del poblado de Puerta de Hierro, pero éstos renunciaron a aceptarlo.

El consistorio madrileño ha hecho pública esta información después de que Amnistía Internacional comunicase hoy que ha abierto una "ciberacción" para denunciar el caso de esta niña, a la que se ha diagnosticado un tumor cerebral, que duerme en una furgoneta en ese poblado tras el derribo, primero, de la vivienda donde vivía con sus padres y, después, de la que habitaba con sus abuelos.

Según han indicado fuentes municipales, los padres y los dos hermanos de la niña fueron efectivamente desalojados de su vivienda "ilegal" el 19 de enero de 2011 y el Samur Social les proporcionó alojamiento de emergencia en un hotel de la ciudad. Sin embargo, añaden las fuentes, "se quedaron con las llaves de la habitación y no utilizaron la misma" y, "al parecer, se alojaron en la vivienda, también ilegal, de los familiares".

La "unidad convivencial" formada por los padres y hermanos de Shakira no cumplía las condiciones exigidas para ser realojados y los Servicios Técnicos del Área de Urbanismo procedieron a la demolición de la construcción en la que residían. De la segunda vivienda, la de los abuelos de la niña, fueron desalojados con el resto de familiares el pasado 17 de julio.

En este caso "también les ofreció el Samur Social alojamiento de emergencia, que rechazaron. Se les dijo que si cambiaban de opinión se pusieran en contacto con el Samur Social a través del 112 y no hicieron uso de esta posibilidad".

A diferencia de los padres, los abuelos de Shakira sí reunían los requisitos exigidos para ser realojados y la EMVS les adjudicó el 3 de marzo de 2011 un piso de tres dormitorios y 77,70 metros cuadrados en la calle de Castillejos, en Tetuán.

No obstante, como, "a pesar de ser convocados en reiteradas ocasiones" para firmar el contrato, "siempre se negaron a aceptarla para su realojo", se dio por efectiva la renuncia y finalmente, "con el correspondiente mandamiento judicial", fueron desahuciados y demolida la casa "ilegal" donde residían.

Desde el Ayuntamiento se recuerda que en los últimos años, dentro del Programa de Erradicación de Poblados de Tipología Especial y diferentes asentamientos ilegales, la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS) de la capital "ha realojado con carácter definitivo a todas las familias que, cumpliendo con los requisitos exigidos, residían en los referidos ámbitos".

El Ayuntamiento de Madrid indica asimismo que el pasado día 17 se envió al Instituto de la Vivienda de Madrid (Ivima) informe social e informe médico actual de la menor; que desde la misma fecha se está tramitando con carácter de urgencia el reconocimiento de la situación de dependencia y que con fecha 1 de agosto se ha realizado revisión del programa de intervención de esta familia como beneficiarios de la Renta Mínima de Inserción desde 2002.

La responsable de investigación de Amnistía Internacional Gulia Tamayo ha indicado que la niña fue sometida ayer a una biopsia en el Hospital Universitario de Navarra, al que acudió después de que su familia hiciera una colecta, cuyos resultados se conocerán en cinco días.