El Ayuntamiento garantiza la seguridad del Orgullo pese al conflicto policial

El Ayuntamiento de Madrid garantiza "plenamente" la seguridad en los actos del Orgullo LGTB a pesar del conflicto con los sindicatos de la Policía Municipal, a quienes el edil Javier Barbero ha avisado de que es un "fraude" decir que están enfermos para no trabajar.

El delegado de Salud, Seguridad y Emergencias, Javier Barbero, ha explicado hoy en la rueda de prensa de presentación del dispositivo de seguridad y movilidad de Madrid Orgullo (MADO) que en el convenio colectivo de la Policía Municipal consta que el Ayuntamiento dispone de "herramientas" para forzar a trabajar a los policías que ya han amenazado con no ofrecerse voluntarios para reforzar el dispositivo.

El MADO, que tendrá lugar entre el 28 de junio y el 8 de julio, se celebra en el máximo momento de tensión entre el Gobierno de Manuela Carmena (Ahora Madrid) y los agentes de la Policía, el 85 % de los cuales rechazaron el preacuerdo sobre el convenio colectivo alcanzado con los sindicatos CCOO, UGT y UPM.

Ante la campaña del sindicato mayoritario UPPM para que no haya "voluntarios" en el dispositivo de seguridad de estas fiestas, el delegado Javier Barbero ha avisado de que puede hacer "que haya determinadas personas que vayan de manera obligada a trabajar" de acuerdo con el convenio.

El delegado ha admitido además que le han "preocupado" las "insinuaciones" de determinados sindicatos de que los policías podrían ponerse enfermos si les obligan a trabajar. "De alguna manera es insinuar que nuestros policías van a hacer fraude, esas insinuaciones son feas y es no tener en cuenta la enorme profesionalidad y excelencia de nuestros agentes", ha lamentado.Además, Javier Barbero ha reiterado su voluntad de llegar a un acuerdo sobre el convenio en la línea de lo manifestado ayer por la alcaldesa, Manuela Carmena, que les prometió una mejora de sus condiciones en los actos del día del patrón.

El plan de seguridad incluirá medidas de restricción de tráfico a los vehículos pesados, que no podrán circular si pesan más de 3.500 kilos, y ante las elevadas concentraciones que habrá en Chueca se retirarán obstáculos de la vía pública y se habilitarán además carriles de emergencia el sábado 7, día de la manifestación.

MADRID CONTARÁ CON 1.035 BAÑOS PORTÁTILES DURANTE EL ORGULLO

Las calles de Madrid contarán para la celebración del Orgullo LGTBI (del 28 de julio al 8 de junio) con un total de 1.035 sanitarios químicos portátiles y más de 800 contenedores para envases, papel-cartón, vidrio y restos. Habrá asimismo fuentes habilitadas por el Canal de Isabel II para la manifestación del sábado 7 de julio. Así lo ha dado a conocer este lunes en rueda de prensa el director general de Servicios de Limpieza y Residuos, Víctor Sarabia, quien ha explicado que el dispositivo especial de limpieza y recogida de residuos se ejecutará del 28 de junio al 9 de julio.

Los servicios de limpieza se concretarán en 617 jornadas laborales de trabajadores y otras 246 de maquinaria. La noche principal del Orgullo, sábado 7 de julio, habrá un total de 126 operarios, 12 baldeadoras para la limpieza con agua a presión, 23 barredoras, 3 camiones de recogida de residuos y 11 camiones ligeros de caja abierta.

Los 1.035 sanitarios se limpiarán dos veces al día, y estarán instalados en todas las plazas donde se celebren conciertos, así como en el recorrido de la manifestación y zonas aledañas y en el barrio de Justicia.

De los 807 contenedores, 505 serán para resto, 223 para envases, 12 para papel y cartón y 22 para vidrio, de los que 16 se situarán cerca de las barras instaladas en la calle.

Además, habrá seis "islas ecológicas" con contenedores para todas las fracciones en plaza Pedro Zerolo, Plaza del Rey, Puerta del Sol y Plaza de España.

El Canal de Isabel II, por su parte, habilitará una a serie de fuentes para el 7 de julio, jornada de la manifestación.