El Ayuntamiento de Madrid reducirá su deuda en 1.351 millones en 2015

Alberto Ruiz-Gallardon23
Alberto Ruiz-Gallardon23

El Ayuntamiento de Madrid recuperará el equilibrio presupuestario en 2012, volverá a un ahorro neto positivo en 2013 y reducirá su deuda en 1.351 millones de euros en 2015 gracias a los planes Económico Financiero y de Saneamiento que ha aprobado este martes la Junta de Gobierno.

Ambos planes, que serán debatidos en el Pleno municipal del próximo día 29, conseguirán también que el plazo de pago a los proveedores disminuya hasta normalizarse por completo en 2015, según ha informado el Ayuntamiento en una nota informativa tras la Junta de Gobierno. Los responsables de la Hacienda municipal están convencidos de que la aplicación conjunta de ambos planes garantizará la solvencia de la Hacienda municipal.

EQUILIBRIO PRESUPUESTARIO

En 2012 se recuperará el equilibrio presupuestario en términos de contabilidad nacional y como consecuencia del superávit presupuestario a partir de 2012, el saldo negativo del remanente de Tesorería disminuirá progresivamente hasta llegar a ser positivo en 2015. Paralelamente disminuirá el plazo de pago a proveedores, que llegará a normalizarse por completo en 2015.

Las únicas operaciones de endeudamiento que se formalizarán serán las de refinanciación de los vencimientos ordinarios del ejercicio, y se amortizará por completo la operación extraordinaria de endeudamiento derivada del Real Decreto Ley 5/2009. A lo largo de este periodo, el endeudamiento del Ayuntamiento de Madrid experimentará un reducción de 1.351 millones de euros, lo que supone que desde 2009 el "stock" de deuda se habrá reducido en 2.041 millones de euros.

La ratio de endeudamiento volverá a situarse por debajo del límite del 110 por ciento y el ahorro neto será positivo en 2013.

El Plan Económico Financiero, obligado por cerrar 2010 con déficit -754,38 millones de euros-, aunque fuera un 0,6% del PIB de la ciudad que se ajusta las previsiones estatales, recoge la pretensión del Ayuntamiento de recuperar el reequilibrio presupuestario en un sólo ejercicio en lugar de en los tres que permite la ley.

No obstante, introduce la evolución prevista de ingresos y gastos hasta 2015 para acreditar que la estabilidad que se alcanzará en 2012 se mantendrá posteriormente como consecuencia del efecto de las medidas adoptadas desde mediados de 2010 y de las previstas en el propio Plan.

PLAN DE SANEAMIENTO

En cuanto al Plan de Saneamiento, el Gobierno municipal asegura que viene obligado por las "restricciones en materia de endeudamiento a las que ha tenido que enfrentarse el Ayuntamiento", que "han sido en buena parte la causa de que 2010 se cerrara con un remanente de tesorería negativo"."La negativa estatal a financiar dicho déficit mediante endeudamiento se traduce, de forma casi automática, en un empeoramiento del remanente de tesorería", afirma en la nota.

En realidad, lo aprobado hoy es una modificación del Plan de Saneamiento vigente, cuya aplicación estaba prevista hasta 2015, que el Ayuntamiento asegura que no ha podido cumplir por la negativa del Gobierno central a autorizarle una refinanciación de la deuda con la consiguiente alteración de los flujos de caja previstos.

Así, el Gobierno municipal ha revisado el Plan de Saneamiento garantizando dos factores esenciales: la amortización de la operación de endeudamiento prevista y el saneamiento del remanente de tesorería. La Ley de Haciendas Locales prevé que el saneamiento del remanente de tesorería pueda realizarse formalizando una operación de endeudamiento por un importe equivalente al saldo negativo del remanente de Tesorería.

Para conciliar este Plan de Saneamiento con el Económico-Financiero, el Ayuntamiento ha optado por una progresiva amortización del saldo negativo del remanente de Tesorería en lugar de hacerlo en un solo ejercicio, ya que así no se genera déficit ni se incrementa el endeudamiento.