Alcorcón despide a Olga y David

El municipio madrileño de Alcorcón ha dado el último adiós a Olga, de 28 años, y David, de 36, una pareja del municipio que perdió la vida en el accidente de tren de Santiago de Compostela cuando ambos trabajaban como tripulantes de a bordo.

El funeral del joven se ha oficiado esta mañana a las 9.00 horas y el de ella en la tarde de ayer en el tanatorio de Alcorcón, adonde se trasladaron los restos mortales de ambos, ha informado a EFE el Ayuntamiento.

El alcalde del municipio, David Pérez (PP), ha asistido a los funerales y ha ofrecido todo su apoyo y ayuda a las familias de la pareja fallecida.

David Bernardo y Olga Buitrago residían en Alcorcón, eran naturales de Madrid, y trabajaban en el servicio de a bordo de los trenes desde hacía aproximadamente siete años, ha informado Renfe a EFE.

Las mismas fuentes han precisado que tanto Olga como David habían trabajado en el servicio entre Madrid y Ferrol en más ocasiones si bien no era el que hacían habitualmente ya que los tripulantes, ha precisado la empresa, no siempre hacen el mismo recorrido.