Aguirre inaugura un centro de educación especial para discapacitados severos en Carabanchel

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, acompañada de la consejera de Educación, Lucía Figar, inauguró este viernes el Centro de Educación Especial María Soriano, que permite escolarizar a 100 alumnos con discapacidades severas, tanto físicas como psíquicas. El centro, ubicado en el PAU de Carabanchel, cuenta además con 50 plazas de residencia para los alumnos cuyo traslado diario a su domicilio podría poner en peligro su salud y requeriría de una ambulancia medicalizada.

El Gobierno regional ha invertido 6.430.693 euros en poner en funcionaiento este nuevo centro, que sustituye al que ya funcionaba en el distrito.

La nueva infraestructura dispone de 7.088 metros cuadrados, en los que se ubican 15 unidades escolares, 4 tutorías y 2 talleres de transición a la vida adulta, así como aulas de estimulación, terapia ocupacional, música y medios audiovisuales, informática y cuatro tutorías. También está equipado con una biblioteca, gimnasio, comedor y cocina.

Todas estas dependencias se ubican en una sola planta carente de barreras arquitectónicas que permite el desplazamiento de los alumnos por todo el edificio sin problemas, según informó el Ejecutivo regional.

El CEE María Soriano tiene este curso 2010/11 un total de 64 alumnos matriculados: 16 en Educación Infantil Especial (3 a 6 años), 40 en Enseñanza Básica Obligatoria (6 a 16 años) y 8 en Transición a la Vida Adulta (16 a 21 años).

Para atender a estos alumnos, dispone de un equipo de 29 docentes y de un equipo sanitario formado por 4 médicos, 8 enfermeros, 10 auxiliares de enfermería, 5 fisioterapeutas y 2 terapeutas ocupacionales.

La Comunidad cuenta el presente curso con un total de 23 centros públicos de Educación Especial que escolarizan a 2.303 alumnos con necesidades especiales. Asimismo, otros 5 colegios públicos de Infantil y Primaria de la región disponen entre sus instalaciones de aulas de Educación Especil.