Agresión después de ver los toros

Agresión de la Guardia Civil a unos antitaurinos

Unos espectadores de Madrid Directo nos han enviado un vídeo en el que se recoge la agresión que sufrieron un padre y un hijo por parte de la Guardia Civil a la salida de una corrida de toros en Colmenar Viejo.

El hijo, Julián, nos ha contado como le "pusieron una porra en el cuello" y recibió varios golpes y patadas. Según su testimonio, un grupo de antitaurinos empezaron a increpar al público a la salida de la plaza de toros. Alguien de los espectadores lanzó un globo de agua a los agitadores y la Guardia Civil, al reducirle agarró a Julián, que estaba al lado.

Él asegura que no tenía nada que ver con lo que estaba ocurriendo, pero la Benemérita dice que fue una respuesta a un desacato.

Lo que sí está claro es que, tras numerosas lesiones, Julián y su padre recibieron varios golpes que les han dejado visbles marcas en el rostro, en la espalda y en las piernas.