Un policía egipcio muere en un tiroteo cerca de la frontera con Israel

internacional

| 19.08.2011 - 16:22 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Un policía egipcio murió hoy y otros dos resultaron heridos por los disparos de un grupo armado no identificado en una zona de la península del Sinaí fronteriza con Israel, informaron a Efe fuentes de seguridad.

El tiroteo se ha producido escasas horas después de que otros tres ciudadanos egipcios perdieran la vida en una operación fallida del Ejercito israelí, que perseguía a dos presuntos terroristas en una zona limítrofe con la península del Sinaí.

La operación, llevada a cabo por un cazabombardero israelí y en la que resultó también herido un agente egipcio, ha abierto un nuevo foco de tensión entre los dos países.

Las autoridades israelíes se han justificado señalando que se trató de "un error", mientras que el Consejo Superior de las Fuerzas Armadas de Egipto, que controla el país desde la caída en febrero del presidente Hosni Mubarak, envió refuerzos para controlar las fronteras.

Pese a que las muertes se produjeron en la localidad fronteriza de Taba, los responsables egipcios insisten que el avión no cruzó la línea divisoria ni violó el espacio aéreo egipcio.

En esta coyuntura, la Junta Militar egipcia tiene previsto reunirse este sábado con los jefes tribales de la referida península para explicarles lo peligroso de la situación y pedirles su cooperación.

Según la agencia de noticias estatal Mena, las fuerzas egipcias están evaluando la situación en la frontera con Israel para conocer las causas de las muertes y ya han pedido de forma oficial a Israel que emprenda una investigación "urgente".

El origen de los incidentes en las últimas horas en la zona fue el atentado que el jueves segó la vida de siete israelíes en una carretera cercana a la localidad judía de Eilat, vecina a la frontera egipcia.

Las Fuerzas de Seguridad israelíes trabajan desde entonces en la hipótesis de que los terroristas, siete de los cuales fueron muertos por los soldados judíos, se infiltraron a través de la línea divisoria.

Pocas horas después de que se produjera la masacre, el ministro israelí de Defensa, Ehud Barak, y la secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton, exigieron a Egipto que garantice la seguridad en el Sinaí.

La citada península ha sido escenario en los últimos meses de varios atentados contra gasoductos y comisarías, violencia que ha obligado a las autoridades egipcias a reforzar las medidas de seguridad y lanzar una ofensiva contra militantes de grupos radicales.

Fuentes del país árabe anunciaron el jueves el arresto de una veintena de personas, acusadas de estar implicadas en los últimos ataques perpetrados en el Sinaí.

La península, conquistada por las tropas israelíes durante la guerra de los Seis Días de 1967, fue devuelta a la soberanía egipcia a finales de la pasada década de los setenta, y desde entonces su seguridad está sometida a un acuerdo bilateral supervisado por la ONU.

El acuerdo forma parte de la paz firmada por los dos países en 1979.