Varios heridos al caer un F-18 en una zona residencial de Virginia

Los dos pilotos aparato tuvieron tiempo para saltar del avión pero se desconoce su estado

internacional

| 06.04.2012 - Actualizado: 22:24 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Un avión F-18 de la Armada estadounidense se estrelló hoy en una zona residencial en Virginia Beach, en el estado de Virginia (EE.UU.), informó el Pentágono.

Según la CNN, dos civiles han sido trasladados a un hospital cercano y uno de los pilotos fue encontrado por uno de los miembros del equipo de rescate en estado de shock.

El Pentágono informó de que los dos pilotos tuvieron tiempo para activar los sistemas de eyección y salir del avión, pero se desconoce su estado.

Todavía no están claras las causas del accidente pero una de los testigos, Amy Miller, aseguró que vio aproximarse el avión volando bajo con fuego en una de las alas.

El avión pertenecía a la base aérea de la Armada de Oceana en Virginia Beach, donde se entrenan pilotos de la Armada y del cuerpo de Marines de las Fuerzas Armadas estadounidenses.

El accidente se produjo a las 12.05 hora local poco después de que el F-18 despegara de la base, según informó la Armada en un comunicado.

La Armada indicó que está trabajando con las autoridades locales y, por el momento, no ha dado más detalles.

Cinco camiones de bomberos, ambulancias y coches de policía rodean la zona, en la que todavía se puede ver una columna de humo, según muestran las imágenes en televisión.

Según contaron varios testigos que llamaron por teléfono a CNN uno de los edificios quedó totalmente destruido y restos del avión y escombros que salieron despedidos hacia otros edificios ardieron, indicó George Pilkington.

Otro testigo, Zack Zapatero, señaló que el avión impactó en un edificio ocupado por personas mayores, del que aseguró que salían "grandes llamaradas de fuego" y había empezado a colapsar.

Pat Kavanaugh, uno de los afectados, contó a CNN que él y varios vecinos encontraron a uno de los pilotos todavía con el paracaídas puesto y le trasladaron a otro lugar lejos de las llamas. Según Kavanaugh, el piloto pidió disculpas por haber impactado en su edificio.

El portavoz del Departamento de Bomberos de Virginia, Tim Riley, indicó que hay daños "importantes" en cinco edificios de apartamentos, aunque todavía no han podido determinar con exactitud cuantas personas se encontraban en su vivienda en el momento del accidente, según recoge "Usa Today".

Virginia Beach es un lugar de veraneo que se encuentra en la costa Atlántica, a unos 320 kilómetros de la capital estadounidense Washington, DC.