Un avión malasio con 295 pasajeros se estrella en pleno campo de batalla ucraniano

El ministro ucraniano de Interior asegura que fue derribado por un misil de los separatistas

Cubría la ruta de Amsterdam a Kuala Lumpur

El presidente de Ucrania dice que el accidente del avión malasio fue un acto terrorista

Los rebeldes piden un alto el fuego para investigar la tragedia del avión malasio

Los rebeldes ucranianos encuentran la caja negra y permitiran la entrada de inspectores internacionales

internacional

| 17.07.2014 - 16:35 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Un avión de pasajeros Boeing-777 malasio que cubría la ruta de Amsterdam a Kuala Lumpur se estrelló en el este de Ucrania, informaron fuentes policiales ucranianas a la agencia rusa Interfax. Al menos 295 personas -280 pasajeos y 15 tripulantes- viajaban en el avión malasio que se estrelló al este de Ucrania, informaron las autoridades ucranianas.

"Han muerto 280 pasajeros y 15 miembros de la tripulación", escribió Antón Gueráshenko, asesor del ministro del Interior ucraniano, en su página de Facebook.

Los rebeldes ucranianos hallaron numerosos cadáveres, entre ellos muchos niños, en el lugar del siniestro del avión malasio, informó la agencia rusa Interfax. Según un portavoz del Ministerio para Situaciones de Emergencia de Ucrania, los cadáveres están desperdigados en un radio de 15 kilómetros.

El aparato se estrelló en la región de Donetsk (este ucraniano), escenario de combates entre las fuerzas gubernamentales de Ucrania y los rebeldes prorrusos.

"Malaysian Airlines ha perdido contacto con el MH17 de Amsterdam. La última posición conocida era sobre el espacio aéreo de Ucrania" señalaba la compañía.

El ministro ucraniano de Interior ha asegurado que el avión habría sido derribado por un misil tierra-aire lanzado por los separatistas prorrusos en una zona de Donetsk.

Al respecto, representantes de la autoproclamada república popular de Donetsk negaron que dispongan de armamento para derribar un avión que vuele a 10.000 metros de altura.

A su vez los insurgentes prorrusos denunciaron que el avión de Malaysian Airlines que se estrelló hoy en el sureste de Ucrania fue derribado por un cazabombardero de la Fuerza Aérea ucraniana.

Incluso una fuente de la Aviación de Rusia citada por medios de este país sostiene que el Boeing 777 de Malaysian Airlines fue derribado por un misil ucraniano que tenía por objetivo el avión del presidente ruso, Vladímir Putin.

El presidente de Ucrania, Petró Poroshenko, dijo que la caída hoy de un avión Boeing 777 malasio con 295 personas a bordo en el sureste de Ucrania fue un acto terrorista."Esto no es un incidente ni es una catástrofe, sino un acto terrorista".

ENCONTRADA LA CAJA NEGRA

Los representantes de la república popular de Donetsk, interesados en el esclarecimiento de la catástrofe, permitirán la entrada de inspectores aéreos internacionales y entregarán la caja negra del avión de pasajeros que ya han localizado.

Incluso, los rebeldes prorrusos propusieron al Gobierno ucraniano un alto el fuego para investigar la tragedia.

Las autoridades holandesas no disponen por el momento de información sobre el avión, que despegó hoy del aeropuerto de Amsterdam-Schiphol. Según la cadena de televisión holandesa NOS, en el aparato podrían viajar al menos 35 holandeses, aunque las autoridades no han confirmado estos datos.

El primer ministro de Malasia, Najib Tun Razak, expresó hoy su consternación por el siniestro del avión de Malaysian Airlines a y anunció una investigación inmediata. Malasia aún no se ha recuperado de la desaparición de otro avión de Malasian Airlines que se estrelló el pasado 8 de marzo con 239 personas en el océano Índico tras desviarse de su ruta entre Kuala Lumpur y Pekín.

Los presidentes de Rusia Vladimir Putin y de Estados Unidos, Barack Obama han mantenido una conversación telefónica a petición del Gobierno ruso, tras conocerse el suceso, según han confirmado fuentes del Kremlin.

Según informó la emisora rusa "Eco de Moscú", en el Boeing-777 viajaban también 23 ciudadanos norteamericanos.

El presidente de EE.UU., Barack Obama, dijo que su prioridad es averiguar si había ciudadanos estadounidenses a bordo del avión malasio siniestrado en el este de Ucrania y ofreció asistencia estadounidense para "determinar qué pasó y por qué" en el suceso.

Las autoridades aereas norteamericanas y europeas han advertido a las compañías de los riesgos potenciales de sobrevolar el espacio aereo ucraniano.

La compañía francesa Air France y la alemana Lufthansa han anunciado que dejan de sobrevolar el este de Ucrania tras el siniestro del avión de Malaysia Airlines que se estrelló en esa zona con 295 personas a bordo. Las dos principales aerolíneas rusas, Aeroflot y Transaero, anunciaron asimismo que no sobrevolarán el espacio aéreo ucraniano en sus vuelos a terceros países.

La jefa de la diplomacia de la Unión Europea (UE), Catherine Ashton, pidió hoy que se aclaren con una "investigación internacional" urgente las circunstancias sobre el siniestro del Boeing 777. "Las circunstancias deben aclararse sin demora y la investigación internacional debe esclarecer plenamente esta tragedia", afirmó Ashton en un comunicado.