Turquía pide a EEUU la extradición del imam al que acusa del golpe de Estado

La UE advierte: la pena muerte excluiría prácticamente a Turquía como candidato

La ONU critica la suspensión masiva de jueces tras el fallido golpe de Estado

Amnistía Internacional advierte del peligro que corren los derechos humanos en Turquía

Las autoridades turcas buscan a 25 soldados y 2 helicópteros golpistas

internacional

| 19.07.2016 - 11:03 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El Gobierno turco ha solicitado formalmente a Washington el arresto y la posterior extradición del predicador islamista Fethullah Gülen, residente en Estados Unidos y al que Ankara considera responsable del fallido golpe de Estado del pasado fin de semana.

Según informa la emisora CNNTürk, el Ministerio de Justicia turco ha pedido el arresto de Gülen durante un periodo de 60 días hasta que se ejecute la extradición, en cumplimiento de los acuerdos existentes entre los dos países.

El Gobierno turco ha enviado dos cartas a las autoridades estadounidenses, una al Departamento de Justicia, solicitando el arresto, y otra a Exteriores (Departamento de Estado), pidiendo la extradición.

Hasta ahora, las autoridades de Estados Unidos venían repitiendo que Turquía no había realizado esa petición en ese sentido y que, en cualquier caso, sería necesario que Ankara aporte pruebas sobre la implicación en la asonada de Gülen, que reside desde 1999 en el Estado de Pensilvania.

Al respecto, el primer ministro turco, Binali Yildirim, prometió hoy aportar toda la información necesaria, al tiempo que criticaba a Estados Unidos por proteger a un "cabecilla terrorista".

"Enviaremos muchas pruebas. Pero quiero preguntar a nuestros amigos estadounidenses: ¿Pidieron ustedes pruebas al ir a por los terroristas que derribaron las Torres Gemelas el 11 de septiembre? ¿Pidieron pruebas para internar a sospechosos en Guantánamo?", declaró el jefe del Ejecutivo en una intervención parlamentaria.

Reiteró que su Gobierno no tiene "la más mínima duda" sobre quién organizó el fallido golpe y aseguró que la red gülenista "se ha ido extendiendo dentro del Ejército desde 1980".

PENA DE MUERTE

El comisario europeo de Política de Vecindad y Ampliación, Johannes Hahn, dijo hoy que la reintroducción de la pena de muerte en Turquía, posibilidad aludida por sus autoridades tras el intento de golpe de Estado del viernes, le excluiría "prácticamente a priori" como candidato a la adhesión. "Desde las instancias políticas intermedias hasta el mismo presidente (turco, Recep Tayyip) Erdogán, están reflexionando sobre la reintroducción de la pena de muerte, y esto sería prácticamente a priori un factor de exclusión de Turquía de la negociación. Es un criterio muy claro", indicó Hahn en un debate organizado por la Comisión de Exteriores de la Eurocámara.

El Consejo de Ministros de Exteriores de la UE, tras un "debate bastante intenso", según Hahn, instó este lunes a Turquía a atenerse a sus compromisos como miembro del Consejo de Europa y candidato a entrar en la Unión en lo que se refiere a la abolición de la pena capital.

Durante el Consejo, Hahn también acaparó comentarios por sus declaraciones sobre que las autoridades turcas tenían preparada una lista de jueces a los que depurar como represalia. "Yo dije que tenía que haber habido estas listas ya antes porque, por muy buena que sea la Administración, el que estas listas se hayan confeccionado en cosa de pocas horas, no me parece concebible", comentó hoy.

LA ONU CRITICA LA SUSPENSIÓN MASIVA DE JUECES TRAS FALLIDO GOLPE

La ONU criticó hoy la suspensión masiva de jueces y fiscales dispuesta por el Gobierno turco tras el intento de golpe de Estado y sostuvo que para proceder a una medida como esta "cada caso debe ser examinado antes de manera independiente e individual". "Una suspensión masiva -como la que ha ocurrido en cuestión de 48 horas, con la remoción de al menos 2.745 jueces y fiscales- no permite una evaluación individual", declaró una portavoz del alto comisionado de la ONU para los Derechos Humanos de la ONU, Zeid Ra'ad Al Husein.

"La independencia de la judicatura y de cualquier profesional legal es clave para una administración de justicia, y los jueces deben ser capaces de ejercer sus funciones sin restricciones indebidas, presiones, amenazas o interferencias", sostuvo Zeid. El alto comisionado instó igualmente a las autoridades a que no permitan que se violen los derechos humanos "en nombre de la seguridad y en el apuro de castigar a aquellos que se cree que son los responsables (del fallido golpe)".

Por ello, la ONU también considera alarmante que altos funcionarios del gobierno hayan empezado a hablar de restablecer la pena de muerte con el aparente objetivo de aplicarla a los participantes en el intento de golpe, lo que Zeid aseguró que sería no sólo inaceptable, sino ilegal. "Turquía abolió la pena de muerte en 2002, pero no ha realizado ninguna ejecución desde hace 32 años, y restablecerla sería una violación a sus obligaciones internacionales", sostuvo.

AMNISTÍA INTERNACIONAL ADVIERTE DEL PELIGRO PARA LOS DD.HH.

Por su parte, Amnistía Internacional (AI) ha advertido de que los derechos humanos corren peligro en Turquía, tras el intento de golpe de Estado.

En un comunicado, AI señala que las autoridades turcas han propuesto restablecer la pena de muerte para "castigar" a los autores del fallido golpe de Estado y que detenidos en las ciudades turcas de Ankara y Estambul "han sufrido una serie de abusos", según los informes que investiga la ONG. El director de AI para Europa y Asia, John Dalhuisen, asegura que "el gran número" de detenciones y suspensiones desde el pasado viernes es "alarmante" y destaca que los responsables de homicidios y "otros abusos" contra los derechos humanos deben comparecer ante la justicia.

En este sentido, Dalhuisen abunda en que "reprimir la disidencia y amenazar con restablecer la pena de muerte no es justicia" por lo que la ONG reclama a las autoridades turcas que "muestren contención y respeto" al Estado de derecho a la hora de realizar las investigaciones necesarias y que sometan a todas las personas detenidas a un juicio con las debidas garantías.

DIMISIÓN DE LOS DECANOS UNIVERSITARIOS

El Consejo Superior de Educación de Turquía ha pedido la dimisión a los 1.577 decanos universitarios del país, informó la cadena de televisión CNNTürk. El cese de los catedráticos se sumaría al de los 15.200 funcionarios suspendidos hoy por el Ministerio de Educación, que en su mayoría son maestros de primaria y profesores de secundaria.

Del total de decanos, 1.176 lo son de universidades públicas y 401 de instituciones universitarias privadas, según la emisora.

Al menos 19 decanos de la Universidad Akdeniz en Antalya han presentado ya su renuncia, informó CNNTürk.

Ayer ya fueron suspendidos de sus puestos más de 8.700 funcionarios del Ministerio de Interior y unos 2.500 de otros ministerios por su supuesta vinculación con la red de seguidores del predicador islamista Fethullah Gülen. En total, son ya 27.000 los funcionarios que han sido apartados de sus puestos y son miles los detenidos tras la asonada, entre ellos policías, militares y jueces.

CANCELACIÓN DE LICENCIAS DE RADIO Y TELEVISIÓN

El Consejo Supremo de Radio y Televisión de Turquía (RTÜK) ha cancelado hoy las licencias a "todas las emisoras de radio y televisión que hayan dado respaldo a los conspiradores golpistas", una medida que afecta a unos 20 medios vinculados al predicador islamista Fethullah Gülen.

Fuentes de RTÜK informaron a Efe de que la lista de las licencias ahora canceladas abarca a unas 20 emisoras de radio y televisión, como Bugün TV o Samanyolu Haber, conocidas por su difusión del ideario de Gülen.

La decisión decide anular de forma completa las licencias de "todas las emisoras de radio y televisión que hayan dado respaldo a los conspiradores golpistas de FETÖ o mantengan lazos o vínculos con ella", reza el comunicado, accesible en la web de RTÜK.

Las siglas FETÖ describen las redes de simpatizantes del predicador exiliado Fethullah Gülen, hasta 2013 aliado del Gobierno islamista y ahora considerado enemigo público número uno y cabecilla del golpe fallido, pese a que éste haya negado toda relación.

Varios de estos medios a los que se retira ahora la licencia ya habían sido intervenidos por el Estado durante el último año y sus responsables reemplazados por fideicomisarios, y otros habían sido cerrados.