Senadores se comprometen con oposición venezolana a trabajar por la liberación de los políticos presos

Maduro

internacional

| 25.07.2015 - Actualizado: 22:31 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La delegación internacional de senadores que visitó Venezuela durante tres días se comprometió a trabajar por la liberación de los políticos presos y por la democracia en el país caribeño, pese al rechazo del oficialismo manifestado especialmente por el presidente, Nicolás Maduro.

Los legisladores españoles, que suscribieron la llamada Declaración de Caracas en la que acuerdan constituir la figura "Parlamentarios del mundo por la Democracia en Venezuela" aseguraron que desde el Senado español seguirán trabajando a favor de los derechos humanos de los hoy encarcelados o señalados.

Los españoles Dionisio García, del Partido Popular (PP), Iñaki Anasagasti, del Nacionalista Vasco (PNV), Ander Gil, del Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y Josep Maldonado de Convergència i Unió (CiU) llegaron a Caracas el pasado miércoles y hasta hoy, último día de este viaje, cumplieron con su apretada agenda.

Al grupo se unió este mismo viernes el uruguayo Pablo Mieres, del Partido Independiente (PI) que pudo participar en el intento fallido de visitar al dirigente opositor Leopoldo López, preso en la cárcel militar de Ramo Verde desde febrero del año pasado, acusado de delitos relacionados con la violencia desatada durante una protesta.

La prohibición de ver a López se sumó a la negativa que ayer dieron las autoridades a la delegación que también se vio impedida de visitar al exalcalde Daniel Ceballos, preso desde hace más de un año por "por rebelión y agavillamiento (asociación para delinquir)".

Estos reveses, sin embargo, no impidieron a los senadores asegurar que el viaje fue exitoso tras haber podido reunirse con diferentes dirigentes políticos y por haber suscrito el manifiesto de apoyo a los opositores y a la democracia venezolana.

Además, destacaron la importancia de las elecciones parlamentarias del próximo 6 de diciembre para las que están apoyando la petición opositora de exigir observación electoral calificada y especialmente, en lo que les concierne, de la Unión Europea.

El legislador Dionisio García resaltó que a través de la embajada de España en Venezuela fue tramitada una entrevista entre los senadores y la presidenta del Consejo Nacional Electoral, Tibisay Lucena, para hacer la petición de esta observación internacional pero no hubo respuesta.

Informó de que también se solicitaron entrevistas con el presidente del Parlamento venezolano, el oficialista Diosdado Cabello, y con la fiscal general de Venezuela, Luisa Ortega, para conocer los expedientes de los políticos presos e inhabilitados pero "hemos recibido en todos los casos la callada por respuesta".

Criticó, además, que el Gobierno de Nicolás Maduro perdió la oportunidad de demostrar que respeta los derechos humanos de los políticos presos al impedirle al grupo visitar a los encarcelados.

"Si no son presos que estén en condiciones que no sean presentables ante el mundo, por qué nos prohíben", dijo el senador por el PP al tiempo que apuntó que para el gobierno hubiera sido una buena oportunidad mostrar a una delegación internacional que a los políticos presos se les respetan sus derechos humanos.

Reiteró que la delegación cumplió con "todos los requisitos de solicitud en tiempo y forma" para visitar a López, a Ceballos y al alcalde metropolitano de Caracas, Antonio Ledezma, pero que solo pudieron reunirse con el último, que está con arresto domiciliario.

Agregó que es "evidente" que estos tres son "presos políticos", al igual que otros 72 que son personas "desconocidas para el mundo" y que están privadas de sus derechos "simplemente" por haber participado en alguna protesta, escribir en Twitter, o "por estar en el lugar inadecuado".

Maduro, por su parte, declaró hoy contra la visita de los senadores al señalar que es una "falta de respeto" que la oposición invite a la "ultraderecha española" para que supuestamente trace el rumbo del país y añadió que esto le parecía "vomitivo".

"Es muy irritante que venga gente de España a decirle a Venezuela qué debemos hacer nosotros, eso es vomitivo (...) no necesitamos que venga la ultraderecha de Rajoy a venir a trazarle a Venezuela, 200 años después (de su independencia), cual debe ser nuestro rumbo", dijo al referirse al presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy.

García respondió a este comentario diciendo que no entendió bien que es lo que le pareció irritante y vomitivo al gobernante: "¿Nuestra presencia?, ¿Esta declaración?, ¿Nuestra visita?, ¿Qué es lo que irrita y le produce el vómito al presidente?, me gustaría saberlo para evitarle ese desagrado".

Lilian Tintori, esposa de Leopoldo López, agradeció la visita de los senadores y aseguró que le hará llegar a su marido todos los mensajes de solidaridad y compromiso "del pueblo español y del pueblo de Uruguay". "Gracias España, gracias Uruguay por estar aquí con los venezolanos hoy", dijo.