Renzi critica la austeridad y cree que Italia puede ser líder de Europa

Matteo Renzi

internacional

| 31.05.2014 - 20:26 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El primer ministro italiano, Matteo Renzi, cuyo partido obtuvo un 40,81 % en las recientes elecciones al Parlamento Europeo, criticó la austeridad y dijo que "Italia puede ser el líder de Europa", en una entrevista publicada hoy por varios medios europeos, incluido La Stampa.

"No creo que el sentido de las elecciones es que haya nacido el líder Matteo Renzi. No, el sentido es que Italia puede desempeñar un papel, que no es la última rueda del carro, sino que es un país que, si cambia, puede ser el líder de Europa", dijo en un encuentro celebrado en la sede del Gobierno, el palacio Chigi.

En su opinión, "Alemania es un modelo, no un enemigo".

"Esto no significa que no podamos tener ideas diferentes. Es evidente que Alemania quiere que Italia se recupere. Italia repetirá que las imposiciones de Europa no deben estar centradas sólo en la austeridad, sino en el crecimiento, en el empleo y en las reformas".

BAJADA DE IMPUESTOS Y AGENDA DE REFORMAS

Desde su ascenso al poder en febrero, Renzi ha puesto en marcha medidas como la reducción del IRPF, que supondrá un aumento de 80 euros en las nóminas de aquellos que ganan menos de 1.500 euros al mes, o la reforma del Senado, que pasara tener menos influencia.

El exalcalde de Florencia volvió a defender estas políticas, que son "necesarias", junto con las que pretende aprobar en los próximos meses, como la de la Administración Pública o de la Justicia.

En las pasadas elecciones europeas, el Partido Demócrata (PD) de Renzi, con el 40,81 por ciento de los votos, duplicó a la segunda fuerza política más votada, el Movimiento 5 Estrellas del cómico Beppe Grillo, que registró el 21,16 %.

"Es la primera vez desde 1958 que un partido logra más del 40 %", dijo, antes de asegurar: "es el momento de cambio".

Preguntado por si apoyará al presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, para ser el sustituto de Durao Barroso al frente de la Comisión Europea (CE), Renzi se mostró cauto.

"El presidente Van Rompuy ha recibido un apoyo por parte todos los gobiernos para llegar a un acuerdo global. La posición del Gobierno italiano es muy clara: 'nomina sunt consequientia rerum'. Antes de pensar en nombres, lleguemos a un acuerdo. Me interesan más los puestos de trabajo que los puestos de poder", sentenció.

PRESIDENCIA DE LA UNIÓN EUROPEA EN EL SEGUNDO SEMESTRE

El mandatario también auguró un futuro importante para Italia en el segundo semestre del año, cuando ocupe la presidencia rotatoria de la Unión Europea (UE).

Durante este periodo, afirmó, se abordará el problema de la inmigración ilegal, un asunto que es responsabilidad de la UE.

"Europa tiene que llamar a la ONU para intervenir en Libia y, más allá de esto, gestionar el fenómeno de la inmigración en términos generales", sostuvo.

Italia ha pedido en diversas ocasiones ayuda a la UE para evitar la llegada masiva de inmigrantes indocumentados procedentes de las costas africanas a Italia, que en los primeros cinco meses del año fueron casi 40.000 personas.

La Marina Militar atiende y socorre a inmigrantes en situación de peligro en alta mar gracias al programa "Mare Nostrum", que fue activado por el Gobierno a raíz de la tragedia ocurrida el 3 de octubre de 2013 junto a la isla italiana de Lampedusa, cuando perdieron la vida más de 366 personas.

Este dispositivo, sin embargo, no evitó una nueva tragedia el pasado 13 de mayo, cuando al menos 17 inmigrantes fallecieron, después de que la barcaza en la que navegaban naufragara a 100 millas de la sureña isla italiana de Lampedusa.