Partidarios del presidente sirio atacan las embajadas de EEUU y Francia en Damasco

Tres agentes de la Embajada francesa resultaron heridos

Embajada Siria

internacional

| 11.07.2011 - 15:36 h
REDACCIÓN
Más sobre: siriaSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Partidarios del presidente sirio, Bachar al Asad, irrumpieron hoy en el complejo de la Embajada de Estados Unidos en Damasco y atacaron la sede diplomática francesa, según la televisión emiratí Al Arabiya.

Los seguidores de Al Asad se manifestaron desde esta mañana frente a estos edificios en protesta por la visita el pasado viernes del embajador estadounidense Robert Ford y del francés Eric Chevallier a la ciudad de Hama, escenario de grandes protestas contra el régimen sirio.

El corresponsal de Al Arabiya en Damasco explicó que durante los incidentes, que ya han terminado, los manifestantes lanzaron piedras contra las ventanas de ambos edificios, causando daños materiales pero no víctimas.

Asimismo, el grupo, que se concentraba frente a la Embajada de EEUU, logró irrumpir en el complejo donde se encuentra la sede diplomática.

Un diplomático estadounidense en Damasco, citado por la cadena emiratí, criticó la reacción de las autoridades sirias ante estos incidentes y aseguró que no cumplieron con su deber de proteger la embajada.

Por su parte, la televisión catarí Al Yazira informó de que cientos de manifestantes se concentraron frente a la Embajada de EEUU y sobre las 12:30 hora local (10:30 GMT) intentaron entrar en el complejo.

Los guardias de seguridad de la legación dispararon gases lacrimógenos, mientras que los marines trataron de convencer a los manifestantes de que no podían entrar porque es territorio soberano de EEUU.

Esta previsto, según Al Arabiya, que la Embajada de EEUU emita en las próximas horas o mañana un comunicado para dar su versión de los hechos.

Por otra parte, tres agentes de seguridad de la Embajada de Francia en Damasco resultaron hoy heridos en un nuevo ataque de partidarios del presidente, Bachar el Asad, contra la legación diplomática gala en la capital siria, informó hoy el Ministerio de Asuntos Exteriores en París.

"Ante la pasividad de las fuerzas del orden (sirias) los agentes de seguridad de la Embajada se vieron obligados a hacer tres disparos para impedir que se multiplicaran las intrusiones en el recinto", añade en una nota el Quai d'Orsay, sede del Ministerio francés en París.

El Gobierno francés, "condena con el mayor vigor semejantes comportamientos, que contravienen de manera flagrante las obligaciones de Siria en relación con el derecho internacional", continuó la nota oficial.

El Ministerio galo precisó además que el vehículo del embajador francés fue destruido.

"Una vez más, apelamos a las autoridades sirias, responsables de la seguridad de nuestro personal y de nuestras empresas, a que respeten y apliquen el Convenio de Viena de relaciones diplomáticas", se afirma en el comunicado.

El Gobierno francés ya había convocado ayer a la embajadora de Siria en Francia, Lamia Shakkour, para protestar por la llamada a consultas de su embajador en Damasco, Eric Chevallier, por las visitas de este a la ciudad de Hama, escenario de grandes protestas contra el régimen sirio, sin permisos previos.

El ministerio francés de Exteriores expresó el domingo su "estupefacción", por esa convocatoria del embajador galo en la capital siria y además, en un comunicado, protestó "enérgicamente" por lo que calificó como "degradaciones" sufridas por sus representaciones en aquel país.

El ministerio denunció las manifestaciones y ataques cometidos contra la embajada francesa en Damasco y el consulado en Alepo y los símbolos galos "sin que las fuerzas del orden y de seguridad sirias ni siquiera se movilizaran para impedir esos actos incalificables".

Ayer, el Ministerio de Asuntos Exteriores sirio llamó a consultas a los embajadores estadounidense y francés en Damasco para protestar por sus visitas a Hama sin permiso previo.

El Ministerio calificó las visitas de "una injerencia clara en los asuntos interiores sirios y una confirmación de la existencia de un apoyo extranjero que quiere desestabilizar la seguridad y la estabilidad del país en el momento en el que comienza el diálogo nacional destinado a construir el futuro Siria".

Siria es desde el pasado marzo escenario de revueltas populares que se han cobrado la vida de 1.410 civiles y de 348 militares y policías, según el recuento del Observatorio Sirio para los Derechos Humanos.