Obama condena la represión violenta contra las manifestaciones en Oriente Medio

internacional

| 18.02.2011 - 20:25 h
REDACCIÓN

El presidente de EEUU, Barack Obama, condenó hoy con rotundidad el uso de la violencia para reprimir manifestaciones en Bahrein, Libia y Yemen y lanzó un llamamiento a los Gobiernos de esos países a mostrar moderación.

En un comunicado leído por el portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, a bordo del avión Air Force One, en el que Obama se dirige a Oregón para visitar una planta de semiconductores, el presidente se declaró "profundamente preocupado por las informaciones acerca del uso de la violencia" en las tres naciones árabes.

Estados Unidos "condena el recurso a la violencia por parte de los Gobiernos contra las manifestaciones pacíficas, en estos países o donde pueda ocurrir", agregó Obama, quien expresó sus condolencias a las familias de los fallecidos.

La ola de protestas contra regímenes autoritarios continuó hoy su expansión con disturbios en Libia, Bahrein y Yemen, mientras que en Irán y Marruecos las fuerzas opositoras convocaban una manifestación para este domingo.

En Libia al menos 14 personas han muerto en las últimas 48 horas en las protestas contra el régimen de Muamar el Gadafi, según informó hoy la cadena catarí Al Yazira.

En Bahrein, país del Golfo Pérsico, los siete partidos opositores pidieron hoy la dimisión del Gobierno, tras las revueltas populares de los últimos días, que han dejado desde el lunes pasado seis muertos.

En Yemen al menos cuatro personas murieron hoy, catorce manifestantes resultaron heridos y dos fotógrafos fueron agredidos en Saná, durante una protesta de unas 1.500 personas contra el régimen del presidente yemení, Alí Abdala Saleh, según fuentes la seguridad y de la oposición yemení.

Mientras, en Irán y Marruecos los grupos opositores han convocado para el domingo sendas manifestaciones.